2.100 test serológicos para medir el nivel de inmunización de los cántabros frente al coronavirus

Cantabria realizará test serológicos de detección de anticuerpos a un total de 2.100 personas de toda la región para estimar la prevalencia del COVID-19 entre la población. Se trata de un estudio epidemiológico, que se desarrollará a partir del próximo lunes a nivel nacional, para conocer las verdaderas dimensiones de la epidemia y adoptar las medidas de salud públicas más apropiadas según la situación.

El estudio se realizará a través de los centros de salud, utilizará dos tipos de test serológicos para estimar la prevalencia de la enfermedad y servirá para aplicar medidas de salud pública. No ha trascendido el número de test que se realizarán a vecinos de Castro Urdiales.

A instancia de la Consejería de Sanidad, se ha conseguido incrementar sustancialmente el tamaño inicial de la muestra para Cantabria, que estaba cifrado en 700 personas y, según ha destacado el consejero del área, Miguel Rodríguez, desde Cantabria se ha hecho “un gran esfuerzo” para aumentar el tamaño muestral y testear a muchas más de 2.000 personas.

Este estudio de seroprevalencia, que se realizará a través de los centros de salud, determinará el nivel de inmunización de la población por sexo y edad. Para la obtención de las muestras microbiológicas se utilizarán dos tipos de test serológicos: el denominado test rápido de inmunocromatografía, que detecta tanto los tipos de anticuerpos IgM como IgG en 10 minutos, y el test de medición de anticuerpos en suero, denominado comúnmente ELISA.

El objetivo del estudio es determinar los cambios en la prevalencia del coronavirus para monitorizar la evolución de la epidemia, en especial las nuevas infecciones por transmisión comunitaria. De ahí que para el muestreo poblacional se hayan elegido hogares completos, de un tamaño medio de 2,5 personas, siguiendo las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que permitirán clasificar los que están libres de la enfermedad en un primer momento y ver su evolución en el tiempo.

El estudio incluirá a todos los miembros del hogar seleccionado, de forma que la muestra contemple personas de todos los grupos de edad. Tras el primer testeado, se realizará un nuevo estudio cada 21 días, es decir a las tres y a las seis semanas.

Este sistema, que además evita desplazamientos innecesarios, permitirá incorporar a posteriori un subestudio específico de transmisión intrahogar, según los protocolos específicos de la OMS.

En Cantabria, los resultados del muestreo se pondrán a disposición de los investigadores de la región, en especial, de todos aquellos grupos que realizan estudios en el Instituto de Investigación Valdecilla (IDIVAL). De ahí, ha dicho el consejero de Sanidad, la importancia que adquiere contar con una muestra más amplia que la inicialmente prevista y comenzar cuanto antes a recabar los datos de prevalencia.

Adnow

También podría interesarte...

¡Descarga nuestra app!

app muchocastro 5

¡Descarga nuestra app!

app muchocastro 5

Volver