miércoles. 19.06.2024

Al hablar de la historia de los bomberos de Castro Urdiales es imposible eludir el nombre de Manuel Santamaría, actual jefe de servicio del parque castreño. Manuel recuerda como hace 15 años la función de bomberos la desempeñaban los propios funcionarios de limpieza, la brigada de obras. «El Ayuntamiento les pagaba una cuantía económica al mes por desempeñar esa función. Llegó un momento en que los propios funcionarios dijeron que eso tenía que cambiar y evolucionar, y entonces el Ayuntamiento decidió crear el Servicio Municipal de Bomberos Voluntarios».

Es a partir de ahí y más concretamente el 13 de febrero de 1998, cuando se constituye Sepisma (Sociedad de Extinción, Prevención de Incendios, Salvamento y Medio Ambiente), y nace así un nuevo modelo de gestión del Servicio Municipal de Bomberos de Castro Urdiales. El Ayuntamiento de Castro Urdiales designó a dos funcionarios municipales para ejercer la jefatura y coordinación del servicio, siendo los demás integrantes personal voluntario. Con el paso de los años, este Servicio Municipal de Bomberos con carácter mayoritariamente voluntario fue avanzando y mejorando poco a poco, por medio de la aportación económica municipal, así como por medio de donaciones desinteresadas por parte de los ciudadanos de Castro Urdiales y entidades y empresas privadas del término municipal.

Durante el año 2004, cuando el término municipal de Castro Urdiales cuenta ya con más de 20.000 habitantes, y debido al incremento tan importante de servicios e intervenciones atendidas y al gran crecimiento del número de habitantes en el municipio, el Ayuntamiento decidió apostar por un Servicio de Bomberos Profesional. De este modo, el Servicio Municipal de Bomberos de Castro Urdiales se profesionaliza en su totalidad en febrero de este año, con una plantilla inicial de 6 bomberos, incrementándose estos últimos años hasta contar en la actualidad con un total de 20 efectivos. Este mismo año, en 2004, Sepisma comienza a prestar sus servicios durante las 24 horas con un cabo y tres bomberos conductores, permanentes en el parque.

Otras funciones

Aunque el servicio de bomberos siempre se ha relacionado con la extinción de incendios, el Sepisma realiza un amplio abanico de intervenciones que van desde los rescates el auxilio de personas en peligro o atrapadas (derrumbes, accidentes de tráfico, etc.), al rescate de animales o a la intervención en caso de inundaciones, fugas de gas, grandes nevadas

Todas estas actuaciones quizá pasen desapercibidas o no son tan vistosas como la extinción de incendios, pero no por ello son menos importantes. Al final del año y si extraemos datos concretos de 2007, suponen el mayor número de intervenciones o un volumen de trabajo mayor a los bomberos castreños.

Con respecto al ámbito de actuación, los bomberos de Castro Urdiales, además de cubrir el propio término municipal, se encargan de atender los municipios de Guriezo, Liendo y Valle de Villaverde. Asimismo, cuando la ocasión lo requiere colaboran en la extinción de otros incendios que pueden afectar a municipios de la zona oriental de Cantabria, como es el caso de Laredo, Colindres, Ampuero, etc.

Prevención

Por otro lado, desde el Sepisma han comprobado como «la prevención es el mejor instrumento para evitar los incendios y accidentes» que podrían tener consecuencias graves para la integridad de las personas. Así las cosas, el cuerpo de bomberos de Castro Urdiales está desarrollando y apostando cada vez más por el trabajo de la prevención, mediante jornadas, cursos, charlas a diferentes colectivos, simulacros, visitas e inspecciones en fábricas y edificios públicos.

Entre las aspiraciones de Sepisma, se encuentran el poder ubicarse en el futuro Parque de Emergencias, puesto que el lugar que ocupan actualmente no puede asumir la flota de vehículos y todo el material del que disponen. Por tanto, esperan con ganas que se ponga la primera piedra de ese parque.

Hasta entonces, felicidades por esos diez años al servicio de la ciudadanía castreña.

FICHA TECNICA

Personal: Jefe de servicio, auxiliar administrativo, secretario y contable, cinco cabos-bomberos y 15 bomberos conductores.

Ubicación: Polígono de La Tejera Nº 15.

Cómo contactar: Teléfono Centralita 942 85 90 90/ Teléfonos de emergencias 080 Bomberos / 112 SOS Cantabria.

Parque móvil: Vehículo de intervención rápida, auto bomba urbana pesada, autobomba urbana ligera, auto bomba nodriza pesada, remolque de útiles varios y remolque de útiles de achiques.

«Necesitamos con urgencia el Parque de Emergencias»

Manuel Santamaría, jefe de Servicio del Sepisma de Castro Urdiales, hace un balance de la evolución del cuerpo de bomberos en los últimos diez años y apunta algunas de las demandas, que giran en torno a la construcción del Parque de Emergencias. Asimismo, Manuel comenta de cerca cómo vivió recientemente el incendio en la calle Díaz Munío.

-¿Cuál ha sido la evolución en estos diez años?

-Sepisma nace de los vehículos que tenía el parque de funcionarios: un vehículo de incendios y un forestal rural, que estaban bastante deteriorados. Pero desde el punto de vista material el parque ha comenzado a crecer desde hace cuatro o cinco años que es el momento en el que el Ayuntamiento empieza a asumir las competencias económicas, tanto a nivel de tasas como de compra de material. Además, en Castro hemos evolucionado mucho en tema de personal

-¿Ha sido el 2007 un año de muchos incendios?

-En materia de incendios hemos superado a los del 2006 pero son inferiores a los de 2005. No ha sido un año en el que haya habido incendios de gravedad. Lo que sí ha subido mucho son los servicios auxiliares: rescate de personas, animales, inundaciones, caída de objetos. En Castro hay mucha población de la tercera edad, de ahí que el número de rescates sea elevado. Asimismo, dentro del apartado de prácticas y maniobras también hemos aumentado.

-¿Hay algún motivo para que en Castro haya habido 108 incendios en un año?

-El problema es que se tiene la perspectiva de que en Castro hay 25.000 habitantes y la realidad es que hay más de 60.000 habitantes y unas 22.000 viviendas que están ocupadas. Además, hay que tener en cuenta que hay una gran parte de incendios de contenedores, vehículos, etc. En el momento que hay mucho volumen de gente, de tráfico y de personas viviendo, eso ya conlleva mayor riesgo.

-¿En estos diez años qué intervención no olvidará nunca?

-El incendio de la fábrica de productos químicos de Peruvian fue uno de los que más recordaré porque conllevó mucho riesgo, mucha movilización de medios. Aparte del parque de bomberos de Castro, intervinieron los bomberos de Laredo, Santander, incluso de Vizcaya y los niveles de riesgo fueron muy altos.

-¿Ha habido víctimas en Castro Urdiales a causa del fuego?

-Por suerte, en Castro Urdiales a penas ha habido víctimas a consecuencia del fuego. Hace años hubo una víctima en una casa que se incendió en Islares. Y luego aquí en Castro ha habido intoxicados, como fue el caso del incendio en la calle La Rúa

-¿Y del futuro parque de emergencias, qué me puede decir?

-De momento los políticos no han dicho nada. Yo sé que el Ayuntamiento ha asumido la construcción del parque pero nadie nos lo ha comunicado oficialmente. Necesitamos con urgencia ese parque, porque cuando llegue un camión nuevo, no vamos a poder ubicarlos dentro de la nave actual.

-¿Qué otras necesidades demandan de los bomberos de Castro?

-Aparte del Parque de Emergencias, necesitamos un vehículo de escala, un vehículo de rescate y a continuación una nodriza, así como una zodiac para realizar labores de rescate marítimo, ya que actualmente, en Castro no hay grupo de rescate. Únicamente hay una zodiac que utilizan la Cruz Roja los fines de semana cuando dispone de voluntarios.

-¿Cómo valora la intervención de los bomberos en reciente el incendio de la calle Díaz Munío en la que se desalojaron a más de 300 vecinos?

-El éxito de la intervención fue con un nivel muy alto. Sólo hay que fijarse en donde se originó el fuego, y como se puedo atajar, porque hasta llegar al foco del incendio había que atravesar un laberinto. Además, hay que tener en cuenta que los bomberos ayudaron al desalojo de vecinos, estuvieron apuntalando por la tarde la zona afectada, incluso acompañaron a los vecinos desalojados hasta sus viviendas para recoger sus pertenencias. Fue una jornada muy dura.

-¿Con tanto trabajo han tenido tiempo para celebrar estos diez años de Sepisma?

-Pues no. Porque después de ese incendio, tuvimos el tema del temporal y no hemos tenido tiempo. No obstante, lo mejor sería celebrarlo con la comunicación de que el Ayuntamiento decide hacer el parque y que nos compra el vehículo de escala o altura y el de rescate.

LAS CIFRAS EN 2007

Incendios: 108 (75 incendios urbanos y 33 forestales).

Rescates: 97 (22 accidentes de tráfico y otros, 75).

Servicios auxiliares: 345 (73 aperturas de domicilio, 104 inundaciones, 17 escapes de gas, 114 caídas de objetos, 32 limpiezas de calzada, y 5 atenciones por abejas y avispas.

Preventivos: 91.

Cursos impartidos: 26.

Prácticas y maniobras: 437.

-Total servicios y actividades en 2007: 1.104.

Extraído de: eldiariomontanes.es

Una década de lucha contra el fuego