miércoles. 28.02.2024

Los temporales que azotan cada año la costa cantábrica han hecho mella

en el colector de seguridad del saneamiento general de Castro Urdiales.

Esta infraestructura está en desuso desde hace tiempo, pero se ha

mantenido como salida de emergencia para las aguas residuales en caso

de que fallara el desagüe 'oficial'. Las embestidas del mar han

provocado filtraciones en parte de su estructura, que ha quedado «en

mal estado». En concreto, el tramo que más «destrozos» presenta es el

que discurre bajo el centenario edificio de 'Los Chelines', ubicado en

la plaza del Ayuntamiento.
El alcalde, Fernando Muguruza, considera necesario «iniciar actuaciones

urgentes que estabilicen el antiguo colector», a fin de evitar

«posibles desgracias». Por eso, ha enviado una carta a la consejería de

Medio Ambiente con la intención de que ambas instituciones aúnen

fuerzas y hallen una «respuesta urgente» al problema. No obstante, el

primer edil recuerda que ya ha intentado ponerse en contacto con el

departamento que dirige Francisco Martín en varias ocasiones y aún no

ha obtenido respuesta.


Los pilares que sustentan la casa de 'Los Chelines', obra del

arquitecto vizcaíno Severino Achúcarro, ya fueron reforzados hace unos

meses, pero el deterioro que sufre el antiguo desagüe es cada día más

grave, y supone una amenaza para la estabilidad del edificio, ya que

pasa justo por debajo de éste. El centenario inmueble, de cinco

alturas, se encuentra ocupado por doce familias y su planta baja

alberga un conocido restaurante.


Medida de seguridad


La última fase del saneamiento general de Castro concluyó hace

dos años con la instalación de un nuevo colector que atraviesa la calle

Santander, alcanza la zona de Urdiales y tiene salida por detrás del

cementerio, donde se encuentra la Estación Depuradora de Aguas

Residuales (EDAR).


Aún así, el último tramo de la antigua infraestructura, que

evacuaba las aguas residuales por detrás de la iglesia de Santa María,

se mantuvo como medida de seguridad en caso de averías.

Extraído de: elcorreodigital.com

Filtraciones de agua amenazan la estabilidad de un edificio centenario de Castro