miércoles. 28.02.2024

El Ayuntamiento de Castro Urdiales a través del departamento técnico de Medio Ambiente y Urbanismo está estudiando el origen de unos vertidos que se han detectado en los últimos días en las pedanías de Mioño y Ontón.

En concreto, los vertidos se han efectuado en la Cota 100 de Mioño, y en el caso de Ontón, en diferentes caminos vecinales, como en el barrio de Las Mieres, donde se han utilizado esos materiales como relleno. No obstante, desde el Departamento Técnico de Medio Ambiente aseguran que «apriori no hay nada que indique que esos vertidos son peligrosos».

Tras tener conocimiento de estos hechos, desde el Consistorio y mediante Decreto de Alcaldía de 29 de febrero se ha procedido a la paralización de las obras de vertidos y rellenos por carecer de licencia municipal para la realización de dichas obras de vertidos.

Por otro lado, los responsables de la Concejalía de Medio Ambiente está realizando los trámites oportunos encaminados a conocer si se ha producido cualquier tipo de infracción medioambiental.

Según confirmaron ayer fuentes municipales, varios técnicos del Centro de Investigación de Medio Ambiente (CIMA) han tomado muestras de los vertidos sólidos aparecidos para posteriormente proceder a los pertinentes análisis.

Extraído de: eldiariomontanes.es

El Ayuntamiento estudia el origen de unos vertidos hallados en Mioño