domingo. 27.11.2022

El portavoz del Grupo Municipal AxC dirige la Concejalía de Obras, Servicios y Personal.

El portavoz del Grupo Municipal Acuerdo por Castro (AxC), Rufino Díaz Helguera, como miembro del equipo de gobierno y, a su vez, responsable del área de Obras, Servicios y Personal, ha realizado una reflexión sobre el estado en que se encuentra, dicha área, al tiempo que ha analizado, extensamente, las circunstancias actuales y futuras, a través de la siguiente entrevista.


PREGUNTA.- ¿Cómo ha encontrado una Concejalía tan importante para Castro Urdiales?

RESPUESTA.- Empezando por destacar la amplitud de competencias –que en Personal supone hablar de todas las áreas municipales, así como la contratación externa de Obras y Servicios-, con las lógicas carencias que el crecimiento poblacional exige, en cuanto a demandas en constante aumento. Incrementar recursos humanos, técnicos y, en consecuencia, económicos, resulta obligado, no de cara a una anualidad, un Presupuesto, sino desde una perspectiva plurianual, para el conjunto de la Legislatura 2007/2011.

P.- Para concretar los proyectos más importantes ¿qué habría que desarrollar?

R.- La Revisión del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que, junto a los Presupuestos Municipales, se constituye en instrumento determinante de actuaciones pendientes y futuras. Pendiente –desde hace ya excesivo tiempo- está la ordenación del Parque Amestoy en su doble aspecto, como zona de ocio en superficie y generando aparcamiento soterrado. Próximas a iniciarse las obras se trabaja en otras actuaciones; unas, como el caso del Parque Amestoy, en colaboración con el Gobierno de Cantabria (Parque de emergencias). En otros casos, de exclusiva competencia municipal, como la ampliación del Cementerio de Ballena. O coordinar con el Gobierno de España cuál es el proyecto de accesibilidad en la Playa de Brazomar. Estos son solo algunos ejemplos de actuaciones necesarias y urgentes.

P.- ¿Se encuentra actualmente en disposición de abordar los proyectos no desarrollados anteriormente?

R.- El compromiso, asumidas para ello delegadas, obliga a ello. No soy de ir, por sistema, contra cosas o actuaciones sólo porque otras personas las hubieran dejado proyectadas o empezadas. Las obras, los servicios... no nos pertenecen. Se articulan desde el Ayuntamiento, la institución municipal, en coordinación directa con otros ámbitos de la Administración (pedanías y Gobiernos autonómico y nacional). Y contamos, para ello, con el mejor de los capitales; el factor humano que representan los hombres y las mujeres que conforman los diferentes departamentos municipales de Castro Urdiales. Todos sus esfuerzos resultan, sin duda alguna, imprescindibles para la tarea común en que nos encontramos embarcados.

P.- ¿Hay motivos que impidan no desarrollar algunos de estos proyectos?

R.- La no actuación, además de difícil justificación, no es lo que la ciudadanía espera de sus administradores. Se habla demasiado, con demasiado tiempo perdido, de los problemas. Y los que nos debemos, y lo que le debemos a nuestra gente, es soluciones, obligarnos en proyectos , presupuestos, ejecución y puesta en marcha de las obras y de los servicios que demanda una población que crece de día en día.

P.- Normalmente, cuando se llega, se traen cosas nuevas. ¿Cuáles pueden ser?

R.- Fundamentalmente, de entrada, recuperar un clima lógico de respeto hacia el conjunto de la sociedad y, en clave interna, para con las estructuras, departamentos y el funcionariado municipal, coordinar servicios, antes dispersos, en diferentes concejalías, que tiendan a satisfacer demandas ciudadanas allá donde la necesidad se encuentre, en cualquier punto del término municipal.

P.- ¿Podemos saber qué prioridades tiene para el futuro a corto y largo plazo?

R.- Los documentos económicos (el modificado recién aprobado, los presupuestos próximos) van a determinar un diseño de ciudad y municipio que atienda a infraestructuras y servicios básicos, agua (en abastecimiento y depuración), alumbrados, red viaria… Es necesario emprender un plan cuatrienal de pavimentación (asfaltados, aceras..), mejora de calles y plazas, así como el conjunto de mobiliario urbano y las zonas de ocio (paseos, parques y jardines, juegos infantiles…). Y una actuación especial, por sus características, ha de merecer el casco histórico. No basta, siendo importante, con tener definido un Plan Especial del Conjunto Histórico, sino que es preciso dar contenido presupuestario -marcando plazos e inversiones plurianualespara una actuación integral, en la rehabilitación, pavimentación mobiliario, etc. Ampliando y mejorando, para éste y todos los puntos del municipio, la recogida de residuos y la limpieza viaria.

P.- En caso de no contar, a priori, con la ayuda del Gobierno regional ¿qué pueden hacer solamente con los recursos municipales?

R.- No me planteo situaciones de no colaboración. Actitudes de este tipo no entran en mi agenda o forma de trabajo. En estos días ya estamos –en reuniones con diferentes ámbitos de la Administración– poniendo fecha de comienzo y plazos de ejecución a obras necesarias. Y tienen que constituir ejemplo y referente de que el acuerdo es bueno, por necesario, para Castro Urdiales y su gente. Habrá actuaciones que se acometan, por ser de exclusiva competencia municipal, con cargo a los fondos del Consistorio. En aquellas otras que lo precisen -no sólo la competencia sino las posibilidades económicasdebe y va a estar, que a nadie se le ocurra plantearse otro escenario, la colaboración del Gobierno de la Comunidad Autónoma de Cantabria. La ciudadanía de esta parte de la comunidad no entenderá otra cosa. Las cuestiones de la sanidad, la educación, el empleo, el deporte, la cultura, el medio ambiente, el ocio... son las que preocupan a la gente. Si quienes la representamos, sabedores de las necesidades, estamos de acuerdo en las soluciones, ninguna diferencia de personas o siglas debe anteponerse a la satisfacción de las continuas y crecientes demandas de la sociedad castreña.

P.- ¿Confía en devolver a la ciudadanía castreña, traducida en hechos, la confianza que depositó en su AxC, contando únicamente con el apoyo de sus compañeros de equipo de gobierno?

R.- Empezando por esto último, me queda muy claro que la actuación de esta Concejalía, de la actuación de Acuerdo por Castro (AxC), es parte de la labor en equipo del gobierno municipal. Competencias delegadas y “reparto de juego”, sí. También, y sobre todo, trabajo continuo de una institución municipal al servicio de la ciudadanía castreña, en cuya capacidad, individualmente o agrupada en colectivos, se asientan nuestras iniciativas y actuaciones de gobierno. Hablamos demasiado de la gente y lo que debemos hacer es hablar, más y de mejor forma, con la gente. Resulta imprescindible buscar su complicidad y participación en el quehacer cotidiano de Castro Urdiales. Todo apoyo es bueno, por necesario y necesario es, sobre todo, el apoyo de la ciudadanía. Es un continuado ejercicio de confianza y respeto mutuos, entre la población y el equipo de gobierno municipal.

Metas que se plantean.

P.- En definitiva ¿hacia dónde camina este equipo de gobierno?

R.- A la construcción de un Castro Urdiales, la ciudad, barrios y Juntas Vecinales, equilibrado urbanística y presupuestariamente, con una red de obras y servicios para hacer del municipio un espacio integrado e integrador. Que sume esfuerzos y sensibilidades, donde la seguridad no sea una mera expresión referida a la protección ciudadana (aspecto a cuidar, mejorar y coordinar) y done se vean garantizados elementos básicos de civismo y tolerancia. Como municipio, y dentro del marco competencial que antes apuntábamos, nos proponemos afrontar nuestras obligaciones ante la sociedad castreña como parte de Cantabria, coordinando las actuaciones institucionales, sanitarias y educativas, de manera principal y en cuantos aspectos nos plantea la vida, para, además, hacer que la vida nos traiga buenas noticias que daros y y que darnos.

Extraído de: elalerta.com

Rufino Díaz Helguera destaca la necesidad de afrontar obras “urgentes” en Castro