sábado. 26.11.2022

Hablamos con el alcalde de Castro, Iván González, dos días antes de conocerse su imputación por presunta prevaricación administrativa durante su etapa como concejal en la anterior legislatura. Iván González reconoce leer las noticias de MUCHOCASTRO.com, aunque asegura no entrar al foro ya que no le gustan las críticas “desde el anonimato”.

Con el alcalde hablamos de la situación actual del municipio, las cuentas de las arcas municipales, y los principales problemas de Castro Urdiales. También dedicamos unos minutos a charlar sobre la política nacional y el conocido caso Bárcenas y el desprestigio que pueda causar a los políticos populares a nivel local.




¿Castro está mejor o peor que hace dos años?

Creo que está mucho mejor, y a las pruebas me remito y a las felicitaciones que recibo por la calle de muchos ciudadanos.


¿Cuál crees que es el mayor problema de Castro actualmente?

Ahora mismo uno de los mayores problemas que hay es la deuda municipal que tiene el Ayuntamiento. Eso nos impide sacar adelante proyectos u obras de inversión que tenemos en mente y que por no tener liquidez no las podemos sacar.


Entró en el Ayuntamiento con unos 9 millones de deuda, que al final resultaron ser 20. ¿Cómo están ahora mismo las cuentas del Ayuntamiento?

Nosotros desde que entramos a gobernar lo primero que hicimos fue actualizar la deuda municipal que tenía el Ayuntamiento. Estaba contabilizada, pero no se sabía. Esa deuda aproximadamente era de 20 millones de euros, que a día de hoy la seguimos manteniendo.

Estamos llevando a cabo una buena política económica. No estamos gastando por encima de nuestras posibilidades y, a día de hoy, no tenemos ni gota de deuda más. Nos mantenemos en los 20 millones.


¿Cuál crees que es la mayor virtud de Castro?

La mayor virtud de Castro es la ciudad, los ciudadanos y el potencial que tiene. Es una ciudad viva, dinámica y abierta al exterior –muy cerca del País Vasco, muy cerca de la capital de Cantabria–. Lo que tenemos que hacer es aprovecharnos de ello y dar a conocer todas las virtudes que tenemos en Castro,que son muchas.


¿Jon Loroño está siendo la “piedra en el zapato” de este Equipo de Gobierno?

Es un empresario que ha construido mucho en Castro y no tenemos nada ni en contra ni a favor de los empresarios.


¿Castro tendrá un nuevo Plan General de Ordenación Urbana antes de que termine esta legislatura?

Estamos –últimamente además– trabajando y poniendo mucho hincapié en el nuevo PGOU de Castro, queremos avanzarlo mucho. Si se puede aprobar en esta legislatura mejor, pero no tenemos prisa para aprobar el Plan General porque el próximo PGOU será el que acabe de culminar todas las obras o todos los proyectos o todas las instalaciones necesarias para la ciudad. Una vez que se agote ese nuevo Plan General ya no habrá muchas oportunidades.


¿Qué soluciones ves al problema del botellón?

La mejor solución es ir poco a poco acotando los lugares donde se hace el botellón. Por supuesto que estamos en contra del botellón, porque la Ordenanza marca que está prohibido beber en la calle. Pero claro, está prohibido beber en la calle tanto los jóvenes como los que no son tan jóvenes. Parece que siempre la mirada está puesta en los jóvenes.

Yo lo tengo muy claro: a la juventud la voy a apoyar siempre. Porque es el futuro, porque está ahí, porque tiene unos derechos y porque hace muy poquito tiempo estábamos ahí nosotros también. Yo tengo 35 años y soy muy joven todavía. Lo que hay que hacer es educar y contar a la juventud que no se debe beber en la calle porque luego por detrás hay unas consecuencias terribles, por ejemplo en el mobiliario urbano, que es de todos nosotros.


¿Las banderas de Castro se van a pagar para no perder la masa electoral que supone La Marinera en Castro?

Al final las banderas de Castro se han pagado por el atractivo turístico que tiene la ciudad. Lo que no podemos hacer es decir a través de los medios de comunicación lo que tenemos en Castro y ofrecerlo a los ciudadanos, y luego no ofrecer las banderas. Hay que recordar que las banderas de Castro siempre las ha pagado el Ayuntamiento.

Hoy en día estamos atravesando dificultades económicas pero, haciendo las cosas con sentido común, creo que al final conseguimos lo que queremos: poner a Castro donde se merece y darlo a conocer sobretodo fuera de nuestras fronteras, fuera de nuestro propio municipio.


¿El hotel Miramar se debe derribar?

Yo estoy en contra de que se derribe el hotel Miramar. Hoy en día la política tiene que estar para construir y para tener buenas intenciones. Si se ganase algo tirando el hotel Miramar lo afirmaría, pero creo que es un edificio que estamos todos acostumbrados a verlo y después de que se tire –y vuelvo a decir que yo estoy en contra–, a aquella ensenada la va a faltar algo, a aquella playa que todos conocemos y que todos la disfrutamos. Por lo que a mi me toca haré lo posible para que no se tire.


¿Estaría a favor de que pase a manos públicas?

Al final es una decisión que no depende del Ayuntamiento, pero puede ser una instalación muy bonita pública para que todos nos aprovechemos del entorno de la playa.


¿Cómo ve el papel de la oposición durante estos dos años? ¿Está siendo una oposición constructiva?

La oposición está yendo en su línea. Están haciendo las propuestas que ellos creen convenientes y necesarias, pero muchas cosas de las que proponen son expedientes que ya ha empezado el equipo de Gobierno. Por supuesto que está bien que ellos sigan presionando o intentando sacar esos expedientes hacia delante, pero son expedientes que ya ha empezado el equipo de Gobierno en un porcentaje muy elevado de lo que ellos proponen aquí en el Pleno del Ayuntamiento.


¿El Ayuntamiento de Castro es transparente?

Por supuesto. No sólo el Ayuntamiento. Soy yo y es todo el mundo que forma parte de este equipo de Gobierno.


¿Hace un uso “abusivo” del turno de palabra en los Plenos?

Está regulado por ley, lo marca el ROF [Nota del redactor: Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las Entidades Locales]. También están reguladas por el Pleno las intervenciones de todos los portavoces o todos los concejales que tienen el turno de palabra. El primer turno es de 4 minutos y el segundo turno es de 2 minutos; y luego el Alcalde tiene siempre, según lo que marca la ley, la oportunidad de hablar cuando quiera. Pudiendo interrumpir al concejal que está hablando o dejándole acabar y luego dar yo mi versión ante lo que ha dicho. No obstante, jamás, jamás, jamás he interrumpido a ningún compañero cuando está exponiendo un punto, ni ahora ni nunca.


¿Cómo es Iván González fuera de Ayuntamiento? ¿Qué hace en su tiempo libre?

Soy un ciudadano cercano que me gusta mucho el deporte, estar mucho en mi ciudad, disfrutar de ella. Creo que al final soy un ciudadano normal y corriente, como tengo que ser. Con un montón de amigos y muchos conocidos. Alguien que vive con todos, porque tengo muy buena relación con muchísima gente y cada día más.


¿Por qué decidió entrar en política?

Entré en política hace muchísimos años ya porque siempre tuve un interés personal de ayudar al más necesitado. Soy de las personas que si veo que a alguien le va bien, le aplaudo, me enorgullece eso, y cuanto mejor le vaya a los demás mejor me va a venir a mí y a todo el entorno de Castro Urdiales. Desde muy niño recuerdo que siempre he apoyado, en los clubes deportivos que he hecho deporte, o en el colegio, o en el instituto, o en todos los sitios donde he vivido, siempre he defendido al más joven y al más débil.


Si no fuese político, ¿sería...?

Soy empresario, tengo mi propia empresa, pero mi vocación política la empecé ya cuando tenía 15 años siendo Presidente de la Comisión de Fiestas de Islares, luego Secretario, Presidente de Nuevas Generaciones del Partido Popular y Presidente hoy en día del Partido Popular. Al final sería un trabajador como otro cualquiera.


¿Tiene algún ejemplo a seguir dentro de la política?

Siempre hay ejemplos a nivel nacional que seguir, pero el mayor ejemplo que puede tener uno es guiarse por los consejos que tenga de muchísimos ciudadanos. Luego hacer una valoración de todos esos consejos y tener uno su propia iniciativa.


Se hizo cuenta de Twitter hace unos meses, ¿qué tal? ¿Qué valoración hace del uso de las redes sociales para un alcalde?

Muy positiva, porque por lo menos das a conocer a la ciudadanía lo que estas haciendo, a través de Twitter o a través de Facebook. Muchas veces el problema que tenemos los políticos es que no damos a conocer todo aquello que hacemos, y yo te puedo asegurar que trabajo al día todas las horas necesarias y más para intentar sacar Castro hacia delante. Ante todo tengo clara una cosa: que si estoy de Alcalde es para esforzarme lo máximo para que Castro crezca y que suba hacia arriba. A través de los medios de comunicación –porque al final das a conocer todo lo que haces– y de una manera más directa a través del Twitter o del Facebook.


¿Iván González será el candidato del Partido Popular dentro de dos años?

Yo creo que sí. Si he empezado un proyecto nuevo en el Partido Popular y si los ciudadanos me han dado la oportunidad de gobernar este municipio creo que sería un error no continuar. Ha habido 3.500 personas que me han dado su voto, y lucharé ahora mismo por conseguir más votos y lucharé por mantenerme de Alcalde de Castro, que creo que es lo más acertado para el municipio.



¿Cree que el Partido Popular está haciendo una buena labor a nivel nacional?

Yo creo que sí, porque en el caso de que no estuviera gobernando el Partido Popular a nivel nacional y siguiéramos en manos del Partido Socialista la pregunta que yo hago es: ¿nos hubieran rescatado o no nos hubieran rescatado? ¿Sabemos las consecuencias en el caso de que nos hubieran rescatado? Porque claro, a día de hoy nadie nos ha rescatado. Gobierna el Partido Popular, está haciendo una política muy dura, muy dolorosa para los políticos –porque también nosotros tributamos y tenemos familia, y tenemos amigos y tenemos que ser capaces de liderar y de pagar lo que hacemos–. Pero la pregunta mía es: Si el Partido Popular no estuviera ahí, ¿nos hubiera rescatado la Unión Europea?


¿Cómo se vive desde la perspectiva de un alcalde popular la polémica por el caso Bárcenas?

Se vive de una forma dolorosa, porque la juventud –en la cual yo me encuentro– estamos trabajando duro para sacar adelante tu municipio, tu pedanía y tu entorno, y estas cosas no son buenas. No son buenas ni para nosotros del Partido Popular ni para el resto de partidos políticos. Hay otros partidos que quieren hacer ruido, o que quieren crear polémica por este caso. Por supuesto que nosotros no respetamos lo que ha hecho el señor Bárcenas, pero lo que queremos es demostrar a la ciudadanía que hay políticos que buscan el interés de la ciudad, como puedo ser yo.


¿Perjudica a nivel municipal?

Al final la política nacional sí perjudica, perjudica en el ámbito general. También llega aquí. Nosotros le damos la importancia que tenemos porque yo no conozco al señor Bárcenas ni conozco a la mayoría. Yo conozco a la gente de Castro, conozco a la gente de Santander y por supuesto que hay gente que conozco del País Vasco o de otras comunidades y de Madrid, pero a ese nivel yo no tengo trato personal. Estas cosas perjudican porque los novatos como yo queremos trabajar y sacar adelante nuestro municipio, y estas cosas no son buenas.


¿Cómo ve a la oposición a nivel nacional?

Las encuestas son las que hay. El Partido Popular está haciendo una política dura, sensata –porque luchamos para no ser rescatados– y vemos como otros partidos, en vez de aprovecharse de los problemas o de las cosas que tiene que hacer el Partido Popular, vemos como están bajando también.


¿No se están acercando el Partido Popular y el PSOE en las encuestas?

Muy poquito, la verdad que muy poquito. Si sigues las encuestas la diferencia sigue existiendo entre el PP y el PSOE. Normalmente lo que baja uno sube otro. Ahora mismo se ve como están bajando los dos.

Al final tenemos que dejarnos guiar por los expertos, por los grandes economistas o los grandes financieros que son los que nos tienen que decir lo que tenemos que hacer. Cuando un partido político toma estas decisiones tan duras las está tomando siempre con buen criterio y sabiendo lo que hacen porque sobretodo saben lo que hay por detrás. Vuelvo a decirte, si a España la llegan a rescatar, hoy en día no se cómo nos encontraríamos ni las comunidades autónomas ni los ayuntamientos.


¿Cómo ve el conflicto de las preferentes?

Estoy a favor de los preferentistas. Me parece muy doloroso, porque es un dinero que obtienen todos ellos con gran sudor para intentar formar esa masa económica, y ojalá más pronto que tarde les devuelvan el dinero a todos ellos.


¿Cree que a nivel nacional se debería tomar alguna medida para arreglar esta situación?

Al final son decisiones que no sé qué es lo que pueden hacer los partido políticos a nivel nacional –que seguramente ya lo estén haciendo–. Pero yo creo que ningún político se va a poner en contra, o va a votar a favor de que el dinero no se le dé a los preferentistas. Ni aquí, ni en Cantabria, ni en España.


Si quiere decir algo más a los lectores de MUCHOCASTRO.com...

El mensaje que yo quiero decir a través de MUCHOCASTRO es que Castro tiene muchas posibilidades, que estamos trabajando muchísimo todos los componentes del equipo de Gobierno, y que el Alcalde siempre está abierto a escuchar críticas por supuesto, pero también consejos o propuestas aquí en Alcaldía o en la calle a cualquier hora del día. Siempre y cuando se quiera aquí estamos esperando para ayudar, para colaborar y para luchar por el municipio de Castro, porque tenemos muchas posibilidades.


/Iván Llamosas.

Fotografía: Abel Verano (El Diario Montañes)

«Nos mantenemos en los 20 millones de deuda», entrevista a Iván González