martes. 07.02.2023

Los consejeros de Medio Ambiente y de Industria, Francisco Martín y Javier del Olmo, han presentado esta mañana, en rueda de prensa, el Plan Renove 2009 para la sustitución de electrodomésticos antiguos por otros nuevos de la categoría A, es decir, la menos contaminante del mercado. Se trata de la segunda vez que el Gobierno regional pone en marcha esta iniciativa, que vio la luz hace dos años y supuso un éxito al alcanzarse los 35.000 cambios de electrodomésticos.

La iniciativa se enmarca dentro del plan ‘CeroCO2’, desarrollado por las citadas consejerías. A juicio del titular de Medio Ambiente, dada la actual coyuntura económica, la importancia del Plan Renove 2009 se justifica doblemente, ya que, además de contribuir a la reducción de las emisiones de dióxido de carbono, también supondrá "una dinamización del sector del electrodoméstico y una facilitación del acceso de los cántabros" a este tipo de productos, además de la consiguiente reducción en la factura de la luz.

En esta ocasión, la partida destinada a subvencionar la renovación de electrodomésticos asciende a 350.000 euros. Se otorgará una cantidad máxima de 85 euros por solicitante y hogar –y nunca superior al 25% del coste total del electrodoméstico– para la sustitución de lavadoras, lavavajillas y frigoríficos-congeladores de la clase A, A+ o A++. Asimismo, una misma familia podrá optar a un máximo de tres subvenciones si adquiere un electrodoméstico de cada tipo.

Para poder optar a las ayudas, el primer paso es adquirir el electrodoméstico enano de los establecimientos adheridos al programa ‘CeroCO2’. Allí se podrá conseguir el impreso de solicitud de la subvención, que deberá ser rellenado, firmado y sellado por el establecimiento, y presentado en la sede de la Consejería de Medio Ambiente (Calle Lealtad, 24), acompañado de una fotocopia del DNI, un justificante bancario de titularidad de la cuenta y una copia de la factura, en la que conste el domicilio, las características del electrodoméstico nuevo, su importe y una declaración, por parte del comercio, de haber retirado el aparato antiguo. Además, existen dos requisitos: el solicitante debe tener su domicilio fiscal en Cantabria, así como su vivienda.

El ahorro, tanto económico como de emisiones de dióxido de carbono, es notable con la adquisición de un electrodoméstico de la clase A. Por ejemplo, un frigorífico A+ ahorra al menos 400 euros a lo largo de su vida útil, además de 2.200 kg de CO2. Igualmente, una lavadora A+ consume un 34% de la energía de una lavadora media, y ahorra 290 euros en toda su vida útil.

Las solicitudes se irán resolviendo en riguroso orden de presentación y se pueden realizar hasta el 27 de febrero, en horario de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 20:00.

Apoyo del Gobierno central

Esta actuación para la renovación del equipamiento doméstico de los hogares de Cantabria es una más de las iniciativas para el ahorro y la eficiencia energética que se llevan a cabo en Cantabria, bajo la gestión de la Sociedad de Gestión Energética de Cantabria (GENERCAN), del Grupo SODERCAN. Para su puesta en marcha, esta entidad, dependiente de la Consejería de Industria y Desarrollo Tecnológico, cuenta con el apoyo del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, a través del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE). Por esta razón, según ha apuntado Martín, el coste de esta campaña será posteriormente devuelto al Gobierno de Cantabria por el IDAE.

La colaboración de estos dos organismos se concreta en el ‘Programa IDAE-GENERCAN de ayudas públicas a inversiones en ahorro y eficiencia energética’, surgido del convenio de colaboración suscrito el 23 de abril de 2008 entre el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y el Gobierno de Cantabria.

Este convenio se incluye en el Plan de Acción 2008-2012 de la Estrategia de Ahorro y Eficiencia Energética en España, y tiene por objeto promover la inversión en proyectos de mejora de la eficiencia energética en la Comunidad Autónoma de Cantabria, apoyando actuaciones dirigidas tanto a la industria, el transporte, la edificación, los servicios públicos o la transformación, entre otros.

Licitación pública

El consejero de Medio Ambiente se ha referido, además, a la campaña de licitación que su departamento viene realizando y que resulta relevante para paliar la situación de crisis económica. Martín ha recordado que ya se ha realizado una "intensa campaña" de licitación por un valor de 70 millones de euros, cantidad a la que se unirán otros 45 millones, que servirán para dar por concluidas las obras de la Autovía del Agua y para llevar a cabo el saneamiento de Comillas, localidad que poseerá una de las depuradoras más modernas de España, y que irá soterrada.

Martín ha enfatizado, además, en la preocupación de su departamento por adelantar lo más posible el pago de las subvenciones –que se elevan a más de 8 millones de euros, distribuidos en varios conceptos–, así como la premura por publicar las órdenes en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC) en estos primeros días de enero.

Fuente: Pagina Web del Gobierno de Cantabria

Medio Ambiente e Industria presentan la segunda edición del Plan Renove de elect