miércoles. 19.06.2024

El debate entorno al deslinde de la pedanía castreña de Ontón, sigue sin respuestas. Y eso después de que todas las partes implicadas, Instituto Nacional Geográfico incluido, se reunieran ayer en el Ayuntamiento de Castro Urdiales, en un encuentro que duró cerca de dos horas y media y en el que se debatió en ocasiones más sobre las formas que sobre el propio contenido.

Tras la anterior reunión, celebrada el 27 de noviembre de 2007, no hay novedad alguna en relación a este asunto. Las posturas, tanto del alcalde de Muskiz, Gonzalo Riancho, como la del alcalde de Castro Urdiales, Fernando Muguruza, siguen siendo las mismas. Y es que la comitiva que representa a Cantabria lo tiene muy claro: «Ontón siempre ha sido Cantabria, todos los documentos así lo atestiguan, y Ontón seguirá siendo Cantabria después de este expediente de deslinde porque históricamente siempre ha sido así y porque todos los deslindes favorecen las pretensiones del Gobierno de Cantabria, por lo tanto no hay nada que discutir». Así de rotundo se manifestaba ayer el catedrático de Historia del Derecho de la Universidad de Cantabria, Juan Baró, tras la reunión entre las administraciones de Cantabria y Vizcaya.

«Ha aparecido el mojón decisivo, el mojón que está junto al mar y que delimita Ontón con Muskiz por la zona costera, y por lo tanto con ese mojón, que no se encontró la vez anterior, vamos a cerrar la línea hasta el pico Mello, defendiendo así las pretensiones del Gobierno de Cantabria», apuntó el catedrático. «Los argumentos que nos asisten son de peso y tenemos confianza en la ecuanimidad de la administración del Estado y de los tribunales», añadió Juan José Sota, director general de Administraciones Públicas.

No obstante, el alcalde de Muskiz, Gonzalo Riancho, que aportó ayer un estudio topográfico, no comparte esta postura y sostiene que la línea que plantea Muskiz, «es la correcta». «Al final habrá un arreglo», apuntó.

Respuestas

Tras la reunión, tanto los componentes del Instituto Geográfico como los de ambos municipios, procedieron a visitar la zona de litigio para la toma de los datos que han aportado ambas administraciones. Posteriormente, el Instituto Geográfico emitirá su resolución y, tras el dictamen del Consejo de Estado, resolverá el Ministro de Administraciones Públicas quedando, entonces, abierta la vía judicial, que será en primera instancia ante la Audiencia Nacional y en segunda instancia ante el Tribunal Supremo.

«Me imagino que ésto no es o todo o nada»

El alcalde de Muskiz, Gonzalo Riancho, aseguró ayer que «cada uno ha planteado sus posiciones y ha sido un encuentro sobre todo técnico para ver que líneas defendemos cada municipio como límite. Después, en todo el tramo administrativo, habrá alegaciones históricas, jurídicas , y de todo tipo», añadió.

Riancho avanzó que han aportado un estudio topográfico donde se indica todas las coordenadas del pico Mello, «que nosotros pensamos que es el punto sur del límite y una línea en dirección Este, en dirección al nacimiento de las ría Las Marcas y dos o tres puntos de continuación de esa línea hasta el río Sabiote». Según el alcalde de la localidad vizcaína de Muskiz, «al final habrá un arreglo». «Me imagino que ésto no es o todo o nada», apostilló. Asimismo, Gonzalo Riancho consideró que «evidentemente nunca se puede hacer nada en contra de alguien y sobre todo hay que tener en cuenta a los vecinos. En principio, nuestra postura es firme», recalcó.

«Nuestros criterios van a prevalecer»

El alcalde de Castro Urdiales, Fernando Muguruza, señaló ayer tras el encuentro mantenido ayer entre los afectados por el deslinde de Ontón que «la dirección que lleva este asunto es hacia el reconocimiento de lo que propone Castro Urdiales». «Nuestros propósitos están más cerca de completarse», subrayó.

En este sentido, el regidor castreño se mostró convencido de que «nuestros criterios van a prevalecer». «Lo importante no es saber quien se quede con los metros cuadrados si no que la línea divisoria se fije de una manera definitiva para toda la historia», sentenció.

Entre los argumentos del alcalde de Castro para sostener que Ontón pertenece a Cantabria, destacó que las licencias de las minas que existieron en la pedanía castreña, «se solicitaban en Castro Urdiales y no en Muskiz». Además, Muguruza confirmó que «se ha encontrado un mojón de más de 500 años tapado por la maleza y que avala el límite trazado por el Ayuntamiento de Castro».

Extraído de: eldiariomontanes.es

Eterno debate sobre Ontón