miércoles. 19.06.2024

El edil de Izquierda Unida, Salvador Hierro, quien fuera concejal de

Obras del Ayuntamiento de Castro Urdiales en la pasada legislatura,

aseguró hoy que es "una sorpresa" para él haber sido imputado por el

Juzgado de Instrucción Numero 2 de Castro por un presunto delito de

prevaricación en relación a la contratación de las obras del túnel de

Mioño, y afirmó tener "la conciencia tranquila" porque ha actuado

"conforme a la legalidad". En su opinión, "lo triste" es que se trata

de una obra "de diez millones de pesetas".

En declaraciones a Europa Press, Hierro subrayó que ha

actuado "en todo momento conforme a la ley". Así, señaló que "cuando ha

habido propuestas, se ha dado traslado, como queda reflejado en las

actas del Gobierno, a los servicios técnicos y de contratación para que

obraran conforme a la ley", por lo que "si alguien no ha hecho su

trabajo bien, será responsabilidad de ellos".

El concejal se remitió a resoluciones de la Junta de

Gobierno Local --de la que él formaba parte-- relativas a la obra del

túnel de Mioño, en una de las cuales se da "traslado al servicio de

Contratación para la adjudicación en legal forma" de la obra, y en

otra, ante la petición del alcalde de Mioño de que se tenga en cuenta

la tubería de agua en el proyecto, en la que la Junta de Gobierno local

"acuerda dar traslado de este escrito a los servicios técnicos para que

actúen en consecuencia".

El edil afirmó que cuando el equipo de Gobierno del que

formaba parte llegó al Ayuntamiento de Castro, el Consistorio "tenía un

problema" y "era un verdadero desastre". Explicó que "el interventor

estaba cada dos por tres de baja, el departamento de Contratación sólo

tenía una persona y el secretario estaba a punto de jubilarse", por lo

que la administración "no funcionaba como debía, a la vista de lo que

ha sucedido".

Para Hierro, "lo triste" es que se trata de una obra

"que no llega a diez millones de pesetas"; una obra "que está

certificada por los técnicos municipales como que está perfectamente

ejecutada y una obra que no necesitaba proyecto. Es una sorpresa, y más

cuando la obra es de 2006", afirmó.

El concejal insistió en "tener la conciencia tranquila"

por "haber obrado en todo momento" conforme a la ley, y confió en que

la justicia "actúe conforme al derecho" y en este sentido exigió que se

respete su "presunción de inocencia".

Tras subrayar que ha actuado "conforme a la legalidad"

en la "parte" en la que él ha "participado", declaró que "si hay alguna

responsabilidad de algún concejal", incluido él, "por no haber hecho

las cosas bien", tampoco tendría "ningún problema" en asumir su

"error", aunque entiende "que no hay ninguno y no es por tirar balones

fuera", aseveró.

Al respecto, se remitió a resoluciones de comisión de

Gobierno que obran en su poder y en las que "queda demostrado que los

diferentes departamentos de este Ayuntamiento no funcionaban como

debían: no se confeccionaban expedientes y no se tramitaban todo lo

bien que se podían tramitar. Pero esa responsabilidad era de otras

personas, técnicos o funcionarios".

Por otra parte, Hierro declaró desconocer los nuevos

hechos que podrían ser constitutivos de delito contra la Administración

Pública que se han puesto de manifiesto durante la instrucción del

caso, por los que se ha acordado la apertura de diligencias previas y

que serán instruidos separadamente.

Extraído de: eldiariomontanes.es

El ex concejal de Obras dice que actuó conforme a la ley