martes. 28.05.2024

Dicen que las desgracias nunca vienen solas y por lo que respecta a la Sociedad Deportiva de Remo Astillero parece que este dicho popular está más que justificado. El pasado lunes recibieron la noticia de una severa propuesta de sanción por el expediente sancionador abierto por el Gobierno vasco ante su presunta negativa a someterse a un control antidopaje y ayer por la mañana estuvieron a punto de sufrir una fatalidad mientras entrenaban.


Un golpe de mar lanzó a la 'San José XIII' contra las rocas a la altura

de la Magdalena, en Santander, cuando regresaba al club tras la sesión

preparatoria. Una gran ola sorprendió a la embarcación de popa y a

pesar de los esfuerzos del patrón y los remeros para sacar la trainera

de la zona, la mar les arrastró con furia hasta las rompientes.

Toda

la cuadrilla, a excepción de tres de sus integrantes que fueron contra

las rocas dentro del bote, se lanzaron al agua. En los minutos

posteriores se vieron momentos de gran tensión.

El oleaje y la

gran cantidad de ropa que llevaban puesta los deportistas para

protegerse del intenso frío dificultaba que se mantuviesen a flote y

saliesen de área de peligro. El patrón, Fernando Palacios, fue uno de

los que peor lo pasó y a punto estuvo de hundirse.

«Menos mal

que su compañero Acebal consiguió sujetarle porque sino se nos va»,

relató el preparador de la entidad cántabra, José Manuel Francisco. Los

accidentados consiguieron agarrarse con dificultades en un primer

momento a la zodiac en la que iba el técnico hasta que dos barcos de

recreo que se encontraba en los alrededores acudieron en su auxilio.

Algunos

de los integrantes de la cuadrilla presentaban síntomas de hipotermia.

Sin embargo, el peor parado fue Luis Pazos que recibió numerosos golpes

contra las rocas. Fue trasladado al Hospital Universitario Marqués de

Valdecilla donde le curaron las heridas y a media mañana regresó a su

casa.

«Esto nos ha hundido un poco más»

«Pensaba que ya habíamos tocado fondo. Sin embargo, esto nos ha hundido

un poco más». Así de claro se expresaba el veterano Luis Pazos tras el

percance sufrido para explicar la sensación que ha dejado entre los

integrantes de la plantilla una semana 'negra' para sus intereses.

El

deportista gallego ha vivido varias experiencias comprometidas en su

carrera deportiva tras hundirse un par de veces con Tirán en Galicia.

Sin embargo, ninguna fue tan peligrosa como la de ayer.

Extraído de: elcorreodigital.com

Un golpe de mar lanza a la trainera de Astillero contra un acantilado