lunes. 20.05.2024

El alcalde de Castro Fernando Muguruza, acompañado por el concejal de Deportes, Agapito Pastor, el presidente de la Federación Cántabra, José Antonio Martínez, el gerente de la ARC, Pedro Andueza y el presidente de la Sociedad de Remo de Castro, Agustín Anglada, presentaron ayer la regata de hoy (18.00 horas) en aguas del Solario castreño.

Sólo faltan cuatro regatas para que se baje el telón de la ARC-1 y todavía hay mucho en juego. No en la pelea por ser el líder y campeón de la categoría (unos méritos que nadie va a arrebatar a Kaiku), sino por aferrarse al segundo puesto que da derecho a pelear por el ascenso a la Liga ACT. Los candidatos son Isuntza y Camargo, dos clubes que comenzaron el verano con un mismo objetivo aunque sólo uno va a poder cumplirlo.

 Los de Lekeitio parten con tres puntos de ventaja en la champa final de la temporada que concluirá el próximo domingo día 24 aunque los camargueses disponen hoy y mañana de dos regatas en aguas cántabras que esperan aprovechar para rebajar al mínimo esa renta que mantienen los vizcaínos.

Los de Lekeitio presumen de 102 puntos y Camargo de 99. Son tres los que deben recortar los cántabros en cuatro pruebas, ya que el empate les vale a los vizcaínos al ser los únicos que han conseguido arrebatar una bandera a Kaiku.

Precisamente fue en Castro, adonde hoy llega la categoría a partir de las 18.00 horas. El objetivo de la ‘Virgen del Carmen’ es quedar por delante de la ‘Lekittarra’ en todas las regatas que restan para, al final, concluir la liga en segundo lugar y disponer del derecho a luchar por el ascenso a la máxima categoría.

Es mucho lo que hay en juego porque la presente temporada se apunta como idónea para conseguir colarse entre las 12 mejores embarcaciones del Cantábrico, algo que suele convertirse en una utopía por expreso deseo de los clubes que en su día dieron vida a la ACT y que, en el fondo, son los que dictan las reglas del juego.

Camargo demostró durante todo el mes de junio y también en el Campeonato Regional que está por encima de Laredo. Lo mismo sucede con Isuntza, que en el Campeonato de Vizcaya superó a Arkote. La debilidad de los dos colistas de la máxima categoría es notoria y es algo que los botes de la ARC-1 quieren aprovechar para subirse al tren de la categoría más mediática.

Para conseguirlo el camino es largo. Camargo debe pelear con Isuntza por ser segundo en la categoría de plata y tener el derecho a disputar el primer fin de semana de ‘playoff’ contra los dos primeros clasificados de la Liga Gallega de Traineras, que son, de manera destacada, Meira y Náutico de Vigo.

Los cuatro botes formarán una tanda en las regatas de la ACT que se disputarán en Orio y Castro el último fin de semana de agosto. De ahí sólo saldrán dos embarcaciones que son los que sí que podrán pelear contra Laredo y Arkote. La ventaja de los botes de la ACT es que éstos pueden preparar el ‘playoff’ desde un mes antes de que éste se dispute.

Tanto cántabros como vizcaínos saben que no van a superar los dos últimos puestos de la tabla y completan su preparación con la idea de coger un nuevo pico de forma en septiembre que, en el caso de la ‘Pejinuca’ sería el primero porque aún no se ha dejado ver en la mar al estar lejos del resto. Mientras éstos ya piensan en luchar por la permenencia, el resto de botes debe luchar hasta el último momento por mantener sus privilegiadas plazas de liderato en las categorías inferiores.

Extraído de: elalerta.com

REMO / Presentación de la la XXXVI Bandera de Castro Urdiales