sábado. 15.06.2024

El nivel de las traineras de la Liga San Miguel es espectacular. Muestra de ello, los tiempos que se marcaron ayer en el campo de regateo de Hondarribia. Urdaibai, Castro, Pedreña, Orio, Hondarribia y San Pedro, los seis primeros de la regata, dejaron pequeño el récord anterior de 19:40.88. Y Zumaia, séptimo, se quedó a cuatro segundos. El líder quiso encabezar ayer la exhibición global del mundo del remo, a nivel deportivo, organizativo y de afición. Propinó un golpe sobre la mesa que había recogido demasiados comentarios poniendo en duda el rendimiento de la Bou Bizkaia. La de la trastienda del mundillo que había enterrado demasiado pronto a una embarcación que sigue siendo líder, por clasificación y por nivel.

Urdaibai aguantó la siempre agresiva salida de Orio y la versión buena de Castro en el primer largo, para coger proa de regata volviendo hacia las balizas interiores. Su especialidad. Hacia afuera perdió algo de ventaja, antes del último largo. Asier Arego levantaba, a falta de cien metros, sus dos brazos y la moral de su gente. Doce puntos y un paso más hacia La Concha. La Marinera de Castro ató a Urdaibai en un marcaje corto, pero su 19:21.89 fue inalcanzable.

Orio fue el mejor del primer largo y octavo en el segundo. La caída recordaba a las peores pesadillas de los aguiluchos. Pero se repusieron y mantuvieron el tipo, sin brillo, pero manteniéndose a ocho segundos de Castro.

Tiempos espectaculares

San Pedro volvió a sufrir las consecuencias de ser «cola de león en lugar de cabeza de ratón», tal y como afirmaba la sonrisa del delegado Josetxo Aranburu. El último largo, en el que fueron novenos en el cómputo global, les impidió ser terceros. Pero 19:39.07. Mucho remar.

La segunda tanda cumplió con las expectativas. Calidad y emoción. Espectacular. Zarautz comenzó con el guión de la semana pasada, aunque Zumaia, Pedreña y Hondarribia no le dejaron marchar lejos. En el tercer largo, la Telmo Deun perdía entre dos y tres segundos con respecto a la absoluta igualdad de las otras tres traineras.

Fue entonces cuando Pedreña tomó la delantera con una remada que busca La Concha. Terceros en la clasificación final. Pedreña no es casualidad. Es realidad. Casta y trabajo. Ha irrumpido de lleno en las quinielas que se cuecen en los corrillos.

Le salió respondona a la Ama Guadalupekoa que puso en pie un espigón volcado con el la embarcación local. El griterío verde empujó a los de Mikel Orbañanos cuando se acercaban a las balizas interiores por primera vez y tras la ciaboga el bote salió como por el aire, encima de Pedreña.

Verde esperanza

El último largo hizo latir fuerte el corazón de un espigón que elevaba un punto su griterío por cada segundo que se acercaba a los cántabros. Llegaron casi a su par. Pero se les hizo largo el final, a pesar de lo cual marcaron el mejor tiempo del cuarto largo. El tiempo, más allá del quinto puesto, arroja esperanza.

El puesto de Zumaia engaña. Un séptimo no invita al elogio. Pero la Telmo Deun también participó en la tarde récord. 19:44.03 no está al alcance de cualquier embarcación. Plantó cara hasta el tercer largo y volvió a echar de menos la complicidad de la mar.

En la primera tanda Tirán se llevó el derbi gallego que le enfrentaba a Cabo da Cruz. Arkote y Laredo piensan en el play off.

La regata se inició tras un minuto de silencio, respetado escrupulosamente por toda la familia arraunlari, en honor a Sergio Coca, remero de Castro fallecido el martes en accidente laboral.

Clasificación de la regata:

1.- Urdaibai 19:21,89
2.- Castro 19:28,69
3.- Pedreña 19:34,21
4.- Orio 19:36,07
5.- Hondarribia 19:36,87
6.- San Pedro 19:39,07
7.- Zumaia 19:44,03
8.- Zarautz 19:49,52
9.- Tirán 19:53,80
10.- Cabo da Cruz 20:02,45
11.- Arkote 20:14,79
12.- Laredo 20:39,42

Extraído de: diariovasco.com

REMO / Día de récords en Hondarribia