viernes. 12.07.2024

La expectación que había despertado el encuentro entre el Castro y el Área 99 Zalatambor de la Primera División Nacional de fútbol sala se vio justificada desde el principio hasta el final. Ambos equipos divirtieron a la concurrencia con un fútbol de buena calidad y situaciones emocionantes en ambas porterías, entre dos conjuntos que hicieron fútbol con sabor a División de Plata, categoría que ninguno de los dos debió perder.

Desde el principio el equipo local se tomó las cosas muy seriamente y puso cerco al portal visitante a base de juego endiabladamente rápido, con juego triangulado y al primer toque, presionando y no dando un balón por perdido, lo que propició que a los dos minutos protagonizaran una descomunal jugada Pedro y Lozano, en la que el primero envió un pase genial, con tiralíneas al segundo que con una habilidad primorosa envió el balón al fondo de las mallas del portal de Óscar. Luego, continuó el juego bonito, alegre, vistoso, con buena técnica, continuando el dominio local que en pocas ocasiones consiguió quitárselo de encima el equipo de Estella, eso sí batallando y luchando con grandeza de equipo, lo que daba más mérito aún al quehacer de los locales.

Desde esta forma y con un público que se estaba divirtiendo, llegó el segundo gol, por mediación de Aiert, en el minuto 18, que firmaba brillantemente su debú, abriendo las puertas del vestuario tras la primera parte. La segunda parte comenzó de forma calcada a la primera, y hubo que esperar al minuto 25 para que Edu Vidal pusiera el 3-0, y no había transcurrido un minuto cuando Pedro hacía subir al marcador el 4-0.

Lógicamente, como suele ocurrir, el partido entró en una fase en la que los locales levantaron un poco el pie del acelerador y propició una reacción visitante, propició que acortaran distancias hasta ponerse en un 4-2, por mediación de Marcos (minuto 27) y de Jorge (minuto 31), Esto sirvió de acicate a los locales que reaccionaron para conseguir el 5-2 por mediación de Aiert (minuto 36) y rápidamente Ion Ander establecía el definitivo (5-3). Resultado que le sirve a los locales para conseguir definitivamente el mejor comienzo liguero de su historia, con 6 victorias y un empate en los 7 partidos disputados, batiendo, por diferencia de goles, lo conseguido en la Liga 1995/96.

Los otros dos representantes cántabros en esta Primera División Nacional, Candesa Camargo y Peñucas cosecharon sendas derrotas. Los primeros cayeron en casa por un abultado 2-10 frente a un Sestao que fue muy superior; y los santanderinos perdieron a domicilio por 9-5 ante el Zuzembide.

Extraído de: elalerta.com

FÚTBOL SALA / Importante victoria del Castro FS