sábado. 03.12.2022

El CFS Castro juvenil se alzó con una victoria en el Peru Zaballa al Laskorain por 7 goles a 5. En su peor partido en lo que llevamos de campaña, los rojillos se complicaron en la segunda mitad un encuentro encarrilado durante la primera y tuvieron que sufrir hasta el final para sumar tres puntos que les mantienen en la zona alta de la clasificación.

El equipo cántabro quiso llevar siempre la iniciativa en el juego mientras los guipuzcoanos esperaban sus opciones a la contra. Pese a que el ataque de los rojillos era más lento y menos fluido que en otras ocasiones, pronto llegaron los primeros goles, obra de Mario y César, y que situaban a los castreños con una renta cómoda de 2-0.



A partir de ese momento el equipo tolosarra comenzó a crear más peligro en sus contragolpes, ante un Castro que perdía el balón con facilidad y al que le costaba replegar. Pese a que las mejores ocasiones en esta fase del encuentro eran para los visitantes, Dani conseguía de un disparo cruzado el 3-0 instantes antes de que los guipuzcoanos lograran recortar distancias al resolver con mucha calidad Agustín un contragolpe.

Minutos antes del descanso, Yuri, guardameta visitante caía lesionado tras un encontronazo con Mario, lo que obligaba a los vascos a continuar con un portero bajo los palos, lo que sería aprovechado por César para conseguir el 4-1 en un mano con el accidental portero tolosarra.

Con 4-1 y el partido encarrilado para los locales arrancaba una segunda parte en la que la relajación y la falta de intensidad defensiva a punto estuvo de costar caro a los castreños. En apenas cinco minutos los tolosarras igualaban el encuentro fruto de su mayor intensidad ante un equipo rojillo que mostraba su peor cara de la temporada.

El 4-4 encendió todas las alarmas en los cántabros que, a falta de 15 minutos, se veían con el encuentro igualado y con un rival crecido ante la posibilidad de sacar algo positivo que un rato antes parecía muy complicado. Los castreños tenían que empezar de nuevo y poco a poco fueron recuperando el peso del partido y, con el paso de los minutos, la presencia en el área rival, ante un Laskorain que volvía a creer en sus opciones a la contra. Podía llegar el gol en cualquier portería, pero no sería hasta la recta final cuando el marcador se movió de nuevo.

Dani remataba un córner y volvía a poner por delante a un Castro que ya no iba a dejarse sorprender. Los visitantes optaban por adelantar al portero para jugar con sus cinco jugadores en cancha rival y, fruto de un robo en defensa, Mario conseguía desde su propia pista el 6-4 que parecía traer la tranquilidad a las filas locales. Pero, los tolosarras no iban a dar aún su brazo a torcer y Goiaz volvía a reducir distancias a falta de algo más de un minuto para el final del encuentro. El tanto definitivo lo conseguía nuevamente Dani, al rematar a puerta vacía un pase atrás de Mario tras robar y pelear un balón que parecía que se perdía por banda. Quedaban 50 segundos y el Laskorain se entregaba finalmente ante la diferencia de dos goles.

Victoria muy importante de los castreños que les mantiene en la zona alta, pero aviso a navegantes de lo que caro que les pudo costar la falta de actitud y la relajación en el comienzo de la segunda mitad. Mucha nota deberá tomar el equipo rojillo de cara a su próximo desplazamiento a la cancha de un viejo conocido, el Gora Bilbao.

 

 /Nota de prensa, CFS Castro Urdiales.

FÚTBOL SALA/ El Castro Juvenil suma y sufre ante el Laskorain