lunes. 20.05.2024

Los propietarios del antiguo Langostero/Aisia, en Islares, están procediendo desde ayer miércoles al cierre cautelar y tapiado del edificio a requerimiento del Ayuntamiento a través del Departamento de Urbanismo, que lo exigiera vía decreto en el mes de junio.

El tapiado pretende dar solución a la situación de abandono que presenta el inmueble. 


Durante el mes de abril 2016, cesó la actividad comercial que se desarrollaba en el edificio, comenzando el deterioro y declive del inmueble que durante el año 2017 se acrecienta con la entrada de personas y diversos actos vandálicos.

Desde entonces, y pese a las numerosas quejas vecinales, el interior del inmueble ha permanecido en ruinas, con cristales rotos por todas partes, basura e incluso ratas.

Hace unos meses, el edificio del Hoel Miramar también fue tapiado y asegurado para evitar incursiones dentro del inmueble, así como accidentes en su perímetro.

 

El edificio de El Langostero sigue los pasos del Miramar y será tapiado y asegurado a...