miércoles. 28.02.2024

Los de Jero Ugarte vuelven a subirse al autobús camino de tierras catalanas.Tras sumar el pasado fin de semana su primera victoria de la temporada ante su público, al Construcciones Quintana le toca de nuevo coger el autobús. El conjunto castreño vuelve a desplazarse a tierras catalanas, donde en esta ocasión le espera un Laguna Playas de Salou que no está acusando su condición de recién ascendido, y que desde las primeras jornadas del campeonato ha logrado situarse en la mitad superior de la tabla.

Los de la Costa Dourada son la gran revelación del inicio liguero.El conjunto catalán se ha convertido en una de las revelaciones de la temporada, y se distingue por contar con una plantilla muy joven reforzada con un gran número de cesiones procedentes de equipos de División de Honor.

Javi López, Tate y el brasileño Giba, procedentes del Benicarló Onda Urbana; Roberto, Noveleta y Jaiminho, del MRA Navarra, y Marc Fernández, ex Manresa, son las caras nuevas de un bloque que desde las primeras jornadas se ha situado lejos de la zona peligrosa. Tras vencer a tres de sus rivales directos por la permanencia como Andorra (2-5), Sicoris (3-2) y Caspe (9-6), los catalanes buscarán seguir sumando como locales para aumentar su renta con los puestos bajos de la tabla y resarcirse de su derrota de la pasada semana ante el Perfiles Sintal, en un partido en el que tuvieron tres importantes bajas.

Por su parte, el Construcciones Quintana viaja a Salou con intención de prolongar una semana más su racha de cuatro partidos sin conocer la derrota. Los rojilos tratarán de alargar su racha de cuatro jornadas sin conocer la derrota.Puntuar en este desplazamiento sería muy importante para el conjunto castreño, que se colocaría en una situación francamente cómoda en la tabla antes de afrontar la parte más complicada de su calendario. Y es que, a partir de la próxima semana, a los rojillos les tocará en suerte medirse de forma consecutiva a casi todos los grandes aspirantes al ascenso.

La semana ha transcurrido con normalidad en el seno del equipo rojillo, aunque la enfermería castreña ha registrado un mayor movimiento que en semanas anteriores. Diversos componentes del equipo han tenido que entrenar a menor ritmo que el resto por diversas molestias, aunque ninguno de ellos causará baja para el choque de mañana.

Así las cosas, la convocatoria del Construcciones Quintana Castro queda formada por Jose Mari y Luisma Haro como porteros, así como por Lozano, Yeray, Sergio, Abel Macías, Borja, Pedro, Edu Vidal, Chiqui Gil, Fernando Pascual y el capitán Liendo como jugadores de campo. El partido se disputará a partir de las 18:30 h. en el Municipal de Salou, con arbitraje de los Sres. Quintana Urzábal y Ventayol Gómez.

El Juvenil también viaja

Cuando el conjunto de División de Plata salte a la cancha del Municipal de Salou, el Construcciones Quintana Castro Juvenil ya habrá finalizado su partido. El conjunto de Mateo Fernández viaja a Guipúzcoa para medirse a partir de las 16:00 h. al recién ascendido Eskoriatza, en busca de tres nuevos puntos que les permitan seguir codeándose con los equipos punteros de este Grupo I de la Liga Nacional Juvenil.

Mateo Fernández no podrá sentarse en el banquillo.El técnico corraliego no podrá sentarse en el banquillo en el choque de mañana al cumplir su segundo y último encuentro de sanción, aunque no estará solo en la grada del pabellón guipuzcoano. Aitor y Guillermo, sancionados con un partido tras su expulsión en el partido del pasado fin de semana ante el Artaromo, deberán presenciar el choque desde la barrera.

Así las cosas, la convocatoria para este encuentro queda formada por los doce jugadores restantes de la plantilla. Pablo Casas, Iker y Jorge como porteros, así como Chema, Negrete, Felipe, Gonzalo, Aritz, Toño, Alberto, Dani y Pablo Ortiz serán quienes se vistan de corto para afrontar un choque en el que los rojillos esperan poder dar por fin continuidad al buen juego que han venido desarrollando a ráfagas desde que se inició la pretemporada.

Frente a ellos, un conjunto que no pondrá las cosas nada fáciles y ante el que los nuestros no deben confiarse, ya que si bien aún no ha estrenado su casillero de puntos, ha tenido que enfrentarse en las dos primeras jornadas a dos de los principales candidatos al título, Ibarra y GSI Bilbo. Este dato y el hecho de jugar como local deben ser argumentos suficientes como para que los nuestros viajen convencidos de que no pueden caer en los errores de anteriores partidos si quieren traerse a casa los tres puntos.

Fuente: Gabinete de Prensa CFS Castro-Urdiales Construcciones Quintana / www.fscastrourdiales.com

El Construcciones Quintana Castro viaja a Salou en busca de seguir sumando