Instagram apuesta por el cambio en las stories e implementa además nuevas opciones en la configuración

Instagram encara el 2022 a golpe de renovación. La red social ya anunció el pasado mes de diciembre sus intenciones de actualizar algunas de las características relativas al apartado de configuración. Y no sólo se ha conformado con eso, dado que también hay alguna novedad que mejora de manera sustancial la interacción en sus historias.

Hace apenas unos días que los primeros resultados comenzaron a desfilar por los perfiles de los usuarios; la idea es continuar en la misma línea a lo largo del año, siempre bajo el propósito de mejorar la experiencia.

Más cercanía en las stories

Uno de los cambios más recientes es el que se ha producido en torno a las denominadas ‘stories’, y es que la compañía permite ahora reaccionar a ellas mediante el mítico símbolo con forma de corazón que solía emplearse exclusivamente para dar ‘me gusta’ a las publicaciones de un perfil. De esta manera, el usuario ya puede hacer lo mismo con las historias sin necesidad de enviar un emoji o un mensaje privado, que eran las únicas formas de hacerlo hasta el momento.

Para llevar a cabo el proceso tan sólo es preciso cerciorarse de que cuando se está visualizando una historia aparece la figura de un corazón en la parte inferior derecha, entre el espacio habilitado para escribir un mensaje y el icono del avión de papel. Confirmado esto, ya es posible hacer uso de esta nueva opción, teniendo además la seguridad de que el destinatario es la única persona que puede ver quién la ha marcado. La gran ventaja de esto, según Adam Mosseri, director de Instagram, tiene una doble vertiente: por un lado, aumentan las posibilidades de expresión; por otro, se reduce la saturación de la bandeja de entrada de los mensajes, que empezaban a llenarse de material innecesario.

Un historial pormenorizado

La red social también está apostando por ampliar sus funcionalidades en otros aspectos, esta vez centrados en el menú de ‘Tu actividad’, al que se han añadido más herramientas diseñadas para gestionar mejor la revisión y la administración de las imágenes, los vídeos, el perfil y la actividad en general. Para acceder a ello tan sólo hay que situarse en la pantalla del perfil propio, pulsar sobre las tres rayitas horizontales de la esquina superior derecha y hacer clic en ‘Tu actividad’.

Una vez dentro, puede comprobarse que la lista de opciones ha crecido considerablemente, puesto que antes sólo aparecía la posibilidad de consultar el tiempo transcurrido que se pasa diariamente en Instagram, y ahora se incluyen herramientas de todo tipo, orientadas principalmente a repasar la trayectoria del interesado en la aplicación. Destacan así pestañas como ‘Interacciones’, que se encarga de revisar los likes y los comentarios que uno ha hecho hasta la fecha; ‘Historial de la cuenta’, donde se acumulan los cambios que se han ido realizando desde la creación del perfil; o ‘Eliminado recientemente’, un apartado en el que se consulta el contenido que se ha desechado en los últimos días. Estos recursos tienen a su vez la particularidad de poder ordenar y filtrar la información detallada.

La seguridad en las compras

Teniendo en cuenta que Instagram es en la actualidad una de las plataformas que mejor se está posicionando como entorno dedicado a las compras online, no es de extrañar que la compañía extreme las medidas de seguridad en este sentido. A la hora de efectuar pagos, el usuario dispone aquí de algunos elementos que lo protegen, entre otras cosas, frente a los intentos de suplantación de identidad.

Así, dentro de la sección ‘Pedidos y pagos’ es posible activar un par de casillas especialmente útiles. Una de ellas sirve para que el sistema solicite el código PIN en la confirmación de las compras; la otra propicia el uso de los datos biométricos en la misma situación. Por el momento, Instagram incluye como método de pago las tarjetas de crédito y débito, así como Paypal, que está ganando adeptos con el paso de los años. Esta red social apuesta por Paypal por una cuestión de garantía, porque se trata de un sistema que ha logrado consolidarse en aquellos entornos digitales en los que las transacciones económicas están a la orden del día, como pueden ser las plataformas audiovisuales que funcionan bajo suscripción o los espacios dedicados a los juegos de azar. Es precisamente en estos sectores del entretenimiento donde los usuarios se inclinan especialmente por este modelo pago. No en vano, cuando un casino con Paypal o aquellos portales como Netflix o Amazon Prime optan por establecer esta sistema, lo hacen en esencia porque cumple con los más rigurosos estándares de seguridad y permite una gestión de los trámites muy sencilla. De esta forma, para disfrutar de sus características, el usuario sólo necesita tener un nombre de usuario y una contraseña. Cuando llega el momento de realizar una operación, ya sea en forma de cobro o de ingreso, la aplicación se encarga de encriptar la información sensible y de vigilar el trayecto que sigue el dinero en todo momento, evitando así la amenaza de los hackers. Instagram lo sabe, y por eso facilita la opción de configurar Paypal como método de pago.

Por lo que respecta a la política de infracciones, la app presenta también la oportunidad de consultar el estado en el que se encuentra una cuenta. Es decir, se trata de un apartado en el que se muestran aquellas publicaciones del usuario que incumplen las normas comunitarias. Desde ahí también se informa de cuál es el procedimiento a seguir en estos casos, dejando claro que una falta grave puede conllevar la desactivación de la cuenta.

También podría interesarte... (adsense)

¡Descarga nuestra app!

app muchocastro 5

Volver