El deslinde de Ontón continúa sin respuestas, un año después

La problemática del deslinde entre la pedanía castreña de Ontón y el municipio vizcaíno de Muskiz es una situación que se arrastra desde siglos atrás. A principios de este año parecía que podía haber un arreglo, pero se quedó en un espejismo. Cuando en un principio se podía vislumbrar un pequeño entendimiento para alcanzar la solución final, todo volvió al principio de esta larga historia. A día de hoy, sigue sin haber acuerdo y lo que puede ser peor, todavía no hay respuestas.

Y es que las diferencias sobre el deslinde entre la pedanía castreña de Ontón y el municipio vizcaíno de Muskiz no se han resuelto después de que se celebrara el último encuentro, hace casi un año. El pasado mes de enero, el Ayuntamiento de Castro Urdiales y el de Muskiz mantuvieron una reunión en la que no hubo acercamientos.

Ante esta situación, ambas delegaciones decidieron firmar un acta de disconformidad por lo que el asunto fue enviado al Ministerio de Administraciones Públicas para que fuera el encargado de decidir dónde se deben establecer los límites territoriales entre las dos comunidades autónomas: Cantabria y el País Vasco.

Pero si finalmente la decisión administrativa que tome el Ministerio no es del agrado de cualquiera de las partes, tendrán la posibilidad de recurrir a los tribunales.

Fronteras

Y es que a día de hoy, once meses después, el Instituto Geográfico Nacional, organismo encargado de acotar las fronteras en el tema del deslinde de Ontón, no ha emitido ningún informe.

En esa última reunión, lejos de disminuir las diferencias en este asunto, las comisiones municipales de ambos ayuntamientos no llegaron a ningún acuerdo. Es más, las diferencias aumentaron ya que los representantes del municipio vizcaíno presentaron una propuesta de anexión de Ontón al País Vasco.

Ese documento pretende incorporar Ontón a la comunidad autónoma vecina llevando el límite interterritorial de un kilómetro y medio por la costa hacia tierras cántabras y de cinco kilómetros por el interior, lo que supondría anexionar alrededor de 7,5 kilómetros cuadrados de Cantabria al País Vasco.

El ex alcalde de Muskiz, Gualber Atxurra (PNV), reconoció que sus pretensiones se basaban en un documento oficial de 1873 que señala que «Ontón era territorio vizcaíno en el año 1830».

Sin embargo, el Gobierno de Cantabria se basa en un documento del rey Felipe V, fechado en el año 1739, y ratificado, a posteriori, en 1803, en el que se «marcaron los límites de Castro Urdiales y su jurisdicción».

FRANCISCO JAVIER GIL, PEDÁNEO DE ONTÓN : «Más o menos sabemos dónde están los lindes»

El alcalde pedáneo de Ontón, Francisco Javier Gil (PSOE), señaló, en declaraciones a Punto Radio DM, que en la Junta Vecinal que preside no hay «ningún conocimiento de cómo está la actual situación».

Gil cree que finalmente el asunto llegará a los tribunales de justicia porque no hay consenso entre las dos partes implicadas. «Uno tira para un lado y el otro tira para el contrario, pero en la realidad los que somos nativos de esta zona, tanto el alcalde Muskiz como yo, sabemos más o menos donde están los lindes».

El alcalde pedáneo matiza que cuando una administración central comienza a valorar este tipo de situaciones la cosa se complica. «Se meten las administraciones de Cantabria y Euskadi y por lo tanto todo tiene que ir sobre planos. Ya sabemos lo que hay, tiran una línea recta y punto», señaló.

No obstante, Javier Gil se mostró molesto con lo problemática que ocasiona el deslinde de Ontón.

El alcalde pedáneo considera que «este tema lo sacan como propaganda cada cuatro o cinco años de cara a las elecciones», concluyó.

JOSÉ MIGUEL RODRÍGUEZ, ALCALDE EN FUNCIONES DE CASTRO URDIALES : «Creo que es una pretensión infundada»

-¿Cuál es su opinión respecto al deslinde de Ontón?

-La incorporación de Ontón al País Vasco no tiene ningún fundamento en la historia, ni en ningún documento. Tan sólo Castro con la junta de Sámano formaron parte del señorío de Vizcaya en unos momentos muy concretos del siglo XVIII cuando a Castro le interesaban las exenciones fiscales del señorío, pero sólo estuvo unos pocos años. Esto lo conocemos gracias a los valiosos documentos que tenemos en el archivo municipal. Si se hubieran perdido, estaríamos hablando seguramente de otra cosa.

-¿Cree que finalmente este proceso acabará en los tribunales?

-Después que dicte la resolución el Ministerio de Administraciones Públicas, estoy seguro que una de las dos partes presentará recursos ante la Audiencia Nacional y ante el Tribunal Supremo. El asunto llegará a los tribunales seguro, como ocurrió en el caso de Agüera de Guriezo.

-¿Qué opina de la petición del Gobierno del País Vasco?

-Considero que es una pretensión infundada e ilusoria de Vizcaya y de Muskiz. Lo que proponen es una línea totalmente inventada en comparación a la que proponemos, tanto nosotros, como el gobierno de Cantabria. Nuestra propuesta corresponde a la línea histórica con un fundamento basado en deslindes anteriores.

GONZALO RIANCHO, ALCALDE DE MUSKIZ : «Se puede llegar a un acuerdo sin los juzgados»

-¿Qué respuesta espera del Ministerio?

-No lo sé. A la vista de los argumentos que se presentan no se lo que va a decidir. Yo la información que tengo, ya que ocupo este cargo desde junio, es que el que ha empezado un poco este litigio es el Ayuntamiento de Castro Urdiales. Y como se empezaron a tratar con argumentos jurídicos pues nuestros asesores han ido buscando leyes, decretos o escritos firmados que sean anteriores y por eso estamos en esta situación.

-¿Cree que se podrá solucionar esta situación sin acudir a los tribunales?

-Yo espero que negociando y hablando las cosas se puede llegar a un acuerdo sin tener que llegar a judicializar todo este asunto porque sería bueno acabar cuanto antes y que todos los implicados estemos contentos con la solución que se tome finalmente.

-¿Qué pasaría si finalmente Ontón pasa a formar parte del País Vasco?

-Si se diera esa situación habría que contar con la población. Independientemente de lo que diga una resolución o las leyes si la ciudadanía quiere seguir como está, habría que respetar su decisión. Sería un enriquecimiento y algo bueno para Muskiz, pero por supuesto siempre respetando las decisiones legales y la opinión de los ciudadanos.

Extraído de: eldiariomontanes.es

También podría interesarte...

¡Descarga nuestra app!

app muchocastro 5

Volver