El 74 por ciento de las playas cántabras tiene aguas de muy buena calidad

El 74,2 por ciento de las playas de Cantabria tiene aguas aptas para el baño de muy buena calidad, mientras en el resto la calidad es buena, según un informe del Ministerio de Sanidad y Consumo, al que tuvo acceso Europa Press. Según dicho informe, 26 arenales de la comunidad autónoma están calificadas en el nivel 2 de calidad (aguas aptas para el baño, de muy buena calidad) y otros 9 lo están en el 1 (Aguas aptas para el baño, de buena calidad).

Las primeras son las que cumplen simultáneamente las siguientes condiciones: que al menos el 95% de los muestreos no sobrepasan los valores imperativos de coliformes totales, coliformes fecales, aceites minerales, sustancias tensoactivas y fenoles, y que al menos el 80% de los muestreos no sobrepasan los valores guía de los parámetros de coliformes totales y coliformes fecales.

   En cuanto a las aguas 1, son aquéllas en las que se cumple la primera condición de las anteriores (que al menos el 95% de los muestreos no sobrepasan los valores imperativos de coliformes totales, coliformes fecales, aceites minerales, sustancias tensoactivas y fenoles) pero no el resto.

   Así, según el informe del Ministerio, en las de aguas de muy buena calidad están en Cantabria las playas de Cóbreces (Alfoz de Lloredo); El Sable de Quejo y La Arena (Arnuero); playa de Ajo (Bareyo); Arenillas, Oriñón y Ostende (Castro Urdiales); Mogro (Miengo); Tregandín; Ris Este y Ris Oeste (Noja); Liencres (Piélagos) y Langre y Puntal (Ribamontán al Mar).

   También se encuentran en la misma calificación las playas de Merón y Tostadero (San Vicente de la Barquera); San Juan de la Canal (Santa Cruz de Bezana); primera y segunda del Sardinero , Camello, Mataleñas y Virgen del Mar (Santander); Berria (Santoña); Los Locos (Suances) y Oyambre (Valdáliga).

   Y en la clasificación 1 se encuentran los arenales de Brazomar y Dícido (Castro Urdiales); Salve Este y Oeste (Laredo); Somo y Loredo (Ribamontán al Mar); La Magdalena/Peligros (Santander); playa de San Martín (Santoña) y La Concha (Suances).

   Para realizar el informe, en cada punto de muestreo se han controlado, al menos, los parámetros obligatorios de coliformes totales, coliformes fecales, aceites minerales, sustancias tensoactivas y fenoles.

   En cuanto a la frecuencia mínima de muestreo es de una muestra cada quince días, considerando el periodo correspondiente a la temporada de baño incrementado con la muestra previa al inicio de la misma.

Extraído de: europapress.es

También podría interesarte...

¡Descarga nuestra app!

app muchocastro 5

¡Descarga nuestra app!

app muchocastro 5

Volver