jueves. 18.04.2024

El proyecto de rehabilitación del cargadero de mineral de Dícido, de la pedanía castreña de Mioño, según el alcalde de la misma, Víctor Echevarría Sáez, «estamos realizando un seguimiento de este proyecto tan importante para nosotros y gracias a ello, nos pusimos en contacto con la Demarcación de Costas en Cantabria y pudimos detectar cómo una documentación que tenía que haber enviado el Ayuntamiento de Castro el pasado mes de agosto de 2007, no había sido remitida a dicha Demarcación».

Para seguir diciendo, Echevarría Sáez «ante este panorama le hicimos saber a los responsables municipales de Castro, a través de sendos escritos, esta circunstancia y hace tan solo unos días han remitido dicha documentación que esperemos sea la correcta, es decir, la solicitada por la Demarcación de Costas en Cantabria para que las obras de rehabilitación del Cargadero puedan iniciarse a lo largo de este año 2008».

PREVISIONES.

En su intervención matizó Víctor Echevarría, que «según la previsión y lo que nos comentan desde la Demarcación de Costas en Cantabria, para este año 2008 hay una consignación presupuestaria para llevar a cabo estas obras que asciende a 500.000 euros que serán abonados íntegramente por el Gobierno de España a través del Ministerio de Medio Ambiente».

Recuerda el alcalde pedáneo de Mioño que «esta gestión se inició hace 15-20 años, cuando el ayuntamiento de Castro inició la realización de un estudio que, posteriormente, se transformó en proyecto; fue remitido a la Demarcación de Costas quien hizo modificar algunos aspectos técnicos del proyecto y, una vez hechas esas modificaciones, se reenvió a la Demarcación de Costas quien lo recibió y lo remitió, a su vez, al Ministerio de Medio Ambiente, para posteriormente la Dirección General de Costas aprobar dicho proyecto, adjudicando los trabajos a la empresa pública TRAGSA.

Ahora como quiera que el Ayuntamiento ya envió la documentación pertinente, las obras podrán dar comienzo». En concreto, dice el alcalde pedáneo de Mioño «estamos hablando de rematar lo que es el actual paseo por el que se accede al cargadero, asentando esa zona para evitar todo tipo de peligro a la gente, así como la rehabilitación del túnel por el que se accede a la entrada del propio cargadero, la rehabilitación integral del mismo, así como y las instalaciones anexas como, por ejemplo, unas escaleras por las que se asciende hasta una zona alta posterior al propio cargadero y una caseta casi derruida».

Extraído de: elalerta.com

Las obras del cargadero de mineral de Dícido podrían comenzar este año