sábado. 26.11.2022

El Ayuntamiento de Castro Urdiales publica hoy en el Boletín Oficial de Cantabria la aprobación y exposición al público, por el plazo de 20 días hábiles para presentar alegaciones, del censo de edificios de Castro de más de 80 años que deberán someterse al Informe de Evaluación antes del 31 de diciembre.

Sobre esta medida, los pasos que hay que dar y el objetivo de la misma, ha dado detalles en Castro Punto Radio Macarena Gutiérrez, una arquitecta castreña.

Según ha señalado, en esta primera tanda son en nuestro municipio unos 60 o 70 inmuebles los que tiene que someterse a este estudio pero "la normativa del Gobierno de España es de 2013 con lo que en Castro vamos con cierto retraso porque todos los años, los edificios que cumplan 50 años, tienen que someterse a este informe y tienen para ello hasta 2018".

El objetivo de este documento, en el que se evalúan el estado de conservación, la accesibilidad y la eficiencia energética del edificio es que "la gente sepa cómo esta su inmueble e intentar que el estado de conservación sea bueno". En base a esto hay dos tipos de caso:

1- Aquellos en los que el informe sea favorable y, por tanto, no hay que realizar obra alguna.

2- Aquellos en los que, una vez realizado el estudio, requieran de una serie de trabajos que "tienen que ejecutar y volver a pasar por el informe de nuevo. Una situación semejante a lo que sucede con la ITV del coche". En estos casos, “tienes que hacer un informe y un certificado energético con las incidencias encontradas, un proyecto con un técnico, realizar la obra y volver a pasar el informe Son tres bloques y no en todos estas obligado a hacer la obra pero el estado de conservación es lo más importante".

Macarena ha hablado también del coste de esos informes. “El de evaluación de edificios serían unos 150 euros por piso y no más de 1.000. Si ya tienes que realizar trámites posteriores suelen ser entre 200-250 euros porque se trata de dos informes (desfavorable y favorable) y tramitar las subvenciones”.

Los metros cuadrados repercuten en el precio, por ejemplo, en los certificados energéticos en los que "un piso de 50 metros puede suponer un desembolso de 70 euros y otro de 200 metros cuadrados, entre 120 y 130 euros aproximadamente”.

Los propietarios que tengan que pasar por este informe, pueden acceder a las subvenciones que pone a disposición el Gobierno de Cantabria. Para solicitarlas, lo tiene que hacer la comunidad de propietarios al completo y no cada vecino por su cuenta. Así, “tienen que hacer una junta de vecinos y en el acta tiene que quedar reflejado que se ha llegado al acuerdo de hacer el informe, pedir la subvención y hacer las obras".

Estas ayudas "pueden llegar a un máximo de 500 euros para realizar el informe o el 50% de lo que te haya costado". La subvención para conservación alcanza un máximo 4.400 euros por piso o local comercial, igual que las de accesibilidad. Para la eficiencia energética suben un poco más".

En el caso de los edificios protegidos "tienen un punto más para acceder a la subvención que, incluso, sube en cuantía".

Hay ayudas para llevar a cabo todo esto pero también sanciones para quienes no cumplan con la normativa. Sanciones que aplicaría, en este caso, el Ayuntamiento en base a su ordenanza. "Hay unos plazos para someterse al informe de evaluación. Si no lo haces tras los avisos, el Consistorio puede llevar a cabo todas las gestiones y la reparación si fuera necesario y después pasaría la factura al propietario. En este caso, te puede salir hasta más caro que si lo haces por tu cuenta porque yo no sé los presupuestos de ejecución que maneja el Ayuntamiento".

Macarena aconseja a los castreños que tengan pisos antiguos a que pasen por el informe lo antes posible porque "la subvención se acaba en 2016 y tú puedes decir que hasta el año que viene tu piso no entra en las listas pero, igual esperas, y no hay ayudas".

La arquitecta castreña Macarena Gutierrez da todos los detalles sobre el IEE