viernes. 03.02.2023

La Cabalgata de Reyes constituyó un gran éxito el pasado día 5 de enero, cumpliendo ampliamente todas las expectativas que había levantado incluso ante las inclemencias del tiempo, especialmente debido al intenso frío, no consiguieron deslucirla. Con puntualidad meridiana, los tres Reyes Magos de Oriente, iniciaron a caballo el recorrido desde la zona de Riomar hasta las cercanías de la Dársena, a las 18.35 horas, donde les esperaban tres engalanadas carrozas, ante la expectación e ilusión general de miles de niños y niñas, acompañados por sus padres y una lluvia de caramelos sin gluten, que rápidamente eran recogidos, codiciados con ímpetu por los más pequeños.

Una vez embarcados cada uno de los Reyes en su respectiva carroza, se inició la verdadera Cabalgata que transcurrió por las calles Melitón Pérez del Camino, Hurtado de Mendoza, La Ronda, Santander y La Plazuela, para llegar a la Plaza del Ayuntamiento, totalmente abarrotada de niños. Allí estaba instalado un escenario con tres tronos, desde el que SS.MM. los Reyes Magos, saludaron muy efusiva y calurosamente a toda la masa infantil que con ojos atónitos, que en muchos casos daban la impresión de ser más grandes que nunca en un intento de no perderse ningún detalle.

Posteriormente, los Monarcas comenzaron a recibir, escalonadamente, uno niño por cada rey, a todos y cada uno de los niños que estaban presentes, recibimiento que duró más de 90 minutos porque no podía ser menos, los niños eran los protagonistas, los Reyes lo entendieron así y no escatimaron tiempo para dedicárselo en su día recibiendo cada niño, además del saludo, un regalo.

Regalos para todos

Al día siguiente, los tres Reyes Magos, acompañados de sus pajes, realizaron la tradicional visita a la Residencia Municipal (Santo Hospital), donde departieron con todas las personas mayores, a las que les entregaron sendos regalos, dentro de un ambiente en el que la emoción, la gratitud y a veces algunas lágrimas rebeldes, fueron las notas predominantes.

Pero volviendo al día anterior, una vez finalizada la Cabalgata de Reyes, junto a la iglesia parroquial de Santa María, miles de personas pudieron disfrutar de un festival de luz, agua y sonido que comenzó a las 21,00 horas y que, por primera vez, se disfrutaba en Castro Urdiales. Sin duda alguna la aceptación del evento por parte de las miles de personas que lo presenciaron fue unánime dentro de una grata y muy agradable sorpresa por la novedad del espectáculo y por la calidad del mismo.

Extraído de: elalerta.com

Gran éxito de la Cabalgata de Castro