jueves. 18.04.2024

Reconocer cuáles son las personas o las situaciones en las que son necesarios colchones con dureza muy alta es una prioridad. En algunos casos por cuestiones médicas, en otros, porque sencillamente toda persona merece un descanso que asegure recargar las energías necesarias. Sobre todo, cuando es bien conocido que toda persona necesita, de al menos, seis a ocho horas de descanso diariamente. En donde las condiciones del colchón es vital. 

De tal manera, que la influencia de los colchones duros sobre las condiciones del cuerpo es toda una realidad. Solo se trata de identificar hacia quién se dirige. Es por ello, que te daré la oportunidad de conocer si en realidad para ti las condiciones de tu colchón son las más adecuadas. En especial, cuáles son sus características y las cualidades que deben poseer, además de conocer para quién están recomendados. 

¿Qué características tienen colchones con dureza muy alta?

Es común que se conoce como colchones con dureza muy alta el tipo de colchón que se considera firme. Siendo este el concepto, en su gran mayoría, utilizado a nivel comercial. Sin embargo, es la dureza la que considera la calidad en cuanto a los acolchados que posee. 

Por ende, es vital que al buscar el colchón que deseas encuentres aquel que tenga la mayor firmeza, esto se traduce en colchones con dureza muy alta. Esto significa que será un tipo de colchón que garantiza horizontalidad, sin que este llegue a hundirse. 

¿Qué materiales deben tener los colchones con dureza muy alta?

Existe una gran variedad de materiales que llevan los colchones con dureza muy alta, entre algunos de los más comunes se encuentran la viscoelástica, el látex o la espuma HR. En algunos casos, se hace la combinación de varios de estos elementos para garantizar de una u otra manera mayor firmeza. 

De igual modo, puede que algunos colchones en su composición también dependen del grosor del acero, la cantidad de muelles y la forma que posea, esto garantiza que sea firme. Asimismo, sucede con la cantidad de capas, el grosor y de la combinación de los materiales antes mencionados. 

Consideraciones a tener en cuenta al comprar colchones con dureza muy alta

Siempre antes de adquirir un colchón con mayor dureza, es preciso tener en cuenta determinados aspectos. Tales como la transpirabilidad, sobre todo si te encuentras ubicado en zonas en donde la temperatura del medio ambiente es alta. Este tipo de colchón te dará la oportunidad de disfrutar de mayor frescura y si están fabricados con materiales como la viscoelástica u otro derivado como el viscogelfresh, es lo ideal. Con ello podrás asegurar un sueño más reparador y alejarás el calor en tu cuerpo. 

También debes tener en cuenta aquellos colchones que posean mayor altura, al menos de 20 centímetros. Sobre todo, si eres una persona con sobrepeso o si sufres de dolores de espalda. Incluso puedes llevar esta altura a un nivel superior, si decides comprar aquellos con al menos 30 cm. 

Es importante considerar además que el colchón posea zonas de descanso, esto quiere decir que tengan las zonas de mayor confort en lugares en donde se ubique la espalda, siendo esta las de mayor dureza. 

Conoce algunas de sus ventajas y desventajas

Estos son algunas de las ventajas de hacer uso de los colchones con dureza muy alta

  • Lo mejor de este tipo de colchones es que son buenos para la salud, pueden llegar a reducir los dolores de la espalda mejorando la calidad de vida de la persona que los use. 
  • Cuentan con los materiales necesarios y las medidas ideales para brindar mayor sensación de calidez, comodidad y brindar la oportunidad de un sueño reparador. 
  • Ideales para personas con sobrepeso, debido a su resistencia y a los materiales con los cuales se fabrica no permiten que se hagan hundimientos, tal como suele suceder en colchones de menor dureza. 
  • Al usar colchones con mayor dureza es posible que los dolores de espalda se minimicen debido a que al no poder hundirse en la zona lumbar esto mejora las condiciones de lo que causa el dolor. 
  • Se ha comprobado que este tipo de colchón mejora la circulación sanguínea, sin embargo, es recomendable que vayas a un especialista y valore tu caso particular. 

Entre las desventajas encontramos que suelen ser colchones muy rígidos, por ende existen reseñas en las que se explica que se tienen una sensación de rigidez que puede llegar a afectar a determinadas personas. Con ello es muy probable que la calidad del sueño disminuye, aunque esto suele suceder en personas jóvenes. 

¿Por qué el tipo de colchón es determinado para cada persona?

Siempre debes tener en cuenta que la elección de cualquier tipo de colchón dependerá de la personalidad y de las condiciones de cada individuo. Asimismo, es importante tener claro que no existe una variante entre el precio y la dureza de un colchón. Sin embargo, es determinante que conozcas que dependiendo del tipo de sueño es recomendable utilizar un tipo de colchón, lo que también aplica para determinadas condiciones médicas. 

Tal es el caso de los niños que se encuentran en formación, cuando se es más joven no es necesario disponer de un colchón con dureza alta debido a que su espalda se encuentra en formación y no es preciso ajustarla. De igual manera, sucede durante la juventud, debido al tiempo que pasan en sus cuartos y por ende en sus colchones no es recomendable utilizar aquellos que sean muy firmes. 

No es el caso para las personas que practican deportes de manera regular, son estas las que necesitan contar con esos puntos de presión para mejorar su circulación sanguínea y convertir las noches en un sueño reparador. Igualmente, para las personas que sufren de mala circulación, dolores de espalda o sobrepeso, sobre todo si superan los 100 kg. 

A toda esta información debes sumar que cada persona también posee preferencias,  pueden encontrarse aquellos que prefieren mayor dureza o los que prefieren mayor suavidad.  Siempre es recomendable asesorarse al momento de adquirir colchones de dureza alta. 

¿Para qué tipo de personas o situaciones son los colchones con dureza muy alta?