domingo. 29.01.2023

La Pasión Viviente también quiere ser una Fiesta de Interés Turístico NacionalEl Carnaval de Santoña, La Folía (San Vicente de la Barquera), la Batalla de Flores (Laredo), La Vijanera (Molledo). Éstas son algunas de las fiestas regionales declaradas de Interés Turístico Nacional, pero ¿qué pasa con la Pasión Viviente de Castro Urdiales?


Desde hace ya varios años los organizadores de esta representación en la que participan casi 700 personas han reclamado una y otra vez el reconocimiento a nivel nacional. Y no es para menos. Cada año esta representación congrega a unas diez mil personas procedentes de diferentes localidades de la región y de otros puntos del resto de la geografía española que quieren vivir los últimos momentos de la vida de Jesucristo en el municipio más oriental de Cantabria.

Chechu Arozamena es el nombre propio de la Pasión Viviente de Castro Urdiales. La vio nacer hace ya 26 años y, a día de hoy, sigue siendo uno de los principales precursores de este espectáculo. En su opinión, la Pasión debería ser considerada Fiesta de Interés Turístico Nacional desde hace años por «su historia, atractivo, la cantidad de gente que participa, su presupuesto...». Chechu recuerda cómo en una ocasión les exigieron como condición para ese reconocimiento nacional el que su presupuesto superase los 5 millones de las antiguas pesetas. «Una cantidad que superamos con creces», aclara. No obstante, señala que los que tienen en sus manos este reconocimiento son el Ayuntamiento y el Gobierno de Cantabria. «No sé a que están esperando para llamar a Madrid y solicitar esta distinción». Pero si hay algo que tiene claro Arozamena es que el dinero que les correspondería por ser fiesta de interés nacional «es lo que menos nos preocupa, pero el título que vendría bajo el cartel diría mucho. Necesitamos que nos rece en el cartel», insistió.

Ensayos

El responsable de la Pasión Viviente de Castro avanzó que los ensayos de esta edición, la XXVI, comenzaron el pasado lunes. A la espera de que se complete el amplio listado de personajes y participantes, ya se está trabajando en el vestuario y los decorados. Este año habrá alguna novedad en este sentido.

Por otro lado, queda claro que el papel de Jesús será interpretado de nuevo por David Fernández ya que el pasado año no pudo terminar su actuación por el mal tiempo.

La Pasión Viviente también quiere ser una Fiesta de Interés Turístico Nacional