«Al pueblo de Castro y a 'La Marinera' siempre los llevaré en el corazón»

Diplomado en Educación Física, Míster Vizcaya en 2003, participante en el concurso 'Allá tu' de Telecinco, donde se llevó 50.000 euros; ganador de la primera edición de 'El conquistador del fin del mundo' de la ETB y ex remero de 'La Marinera' de Castro. Este es parte del abultado curriculum del vizcaíno Eneko Van Horenbeke, quién a sus 28 años ha cumplido un reto más en su carrera televisiva: entrar en la casa de Gran Hermano.

Propietario de un bar-restaurante y gran apasionado del remo, este castreño de adopción -como el mismo se define- participó en el programa 'Protagonistas Castro Urdiales', que emite Punto Radio DM (104.1 FM), donde hizo una balance de su paso por Gran Hermano y, como no podía ser de otra forma, se refirió a la Sociedad Deportiva de Remo Castro Urdiales, club en el que militaba antes de su entrada en el programa.

-¿Cómo ha sido tu paso por la casa de Gran Hermano?

-En principio creo que ha sido una experiencia muy positiva. Veremos de aquí en adelante. Personalmente, en la casa he sacado experiencias muy enriquecedoras y de momento estoy muy contento, sobre todo con el cariño de la gente que he encontrado fuera. Siempre es la duda que tienes: como te recibirá la gente cuando salgas de la casa. He visto que tenía el cariño de la gente de la calle y, dentro de la casa, de mis compañeros, y aunque se hicieron un poco duras las últimas semanas cuando me puse enfermo, empiezas a pensar en la gente de fuera, en los que más quiero, en remo, en lo que iba a hacer con mi vida de aquí en adelante . En general ha sido una experiencia muy positiva.

-Lo positivo y negativo de Gran Hermano

-Lo positivo de Gran Hermano es el cariño de la gente y que creo que me llevo un gran amigo que es Rodrigo (otro concursante de la casa). Creo que puedo contar con él para todo, incluso para crear un negocio entre los dos, ya que tenía idea de montar una tienda de ropa y él podría estar interesado. Para mi es como un hermano. Andalla (otro concursante) también ha sido otro de mis amigos en la casa. Lo peor de esta experiencia ha sido el convivir con ciertas personas que me han resultado insoportables como Melania y Amor. Y esta situación era lo único que yo temía de la casa, lo que más miedo me daba: estar con gente con las que discutieses todo el día. Pero bueno, al final no he tenido que discutir.

-Tras tu salida de la casa, habrás sido el foco de atención de los periodistas del corazón.

-Si. Eso es una pasada. No pensaba que iba a tener tanta repercusión al principio. Al día siguiente de mi salida de la casa ya estaba haciendo de reportero en la calle para 'Tele 5' y una sesión de fotografía en la revista 'Qué me dices'. Ahora tengo algún que otro 'bolo', y en definitiva, de un lado para otro todo el día. Me sale trabajo por todos los lados.

-¿Qué planes de futuro tienes?

Pues eso es algo que ni siquiera yo lo sé. Ahora mismo estoy a la expectativa de dos propuestas de trabajo que me han salido, y que estoy estudiando. Según lo que me salga de trabajo decidiré si me quedo aquí a vivir un 'añito' en Madrid, o sigo remando Pero ahora mismo es una incógnita hasta para mí.

-Si alguien ha hecho publicidad de La Marinera de Castro en la casa de Gran Hermano ese ha sido Eneko.

-A 'La Marinera' la llevo en el corazón. Fue el primer club con el que gané La Concha, que para mi era un sueño, aunque mi primer club fue Arkote, al que también tengo un cariño impresionante. A Castro siempre le he tenido un cariño especial, y luego el trato que me ha dado la gente allí y la afición; perfecto. Tengo muchos amigos, la gente me ha tratado genial y es un pueblo del que siempre me acuerdo. La Marinera es un club al que nunca olvidaré.

-¿Has estado informado en la casa de los resultados de La Marinera durante esta temporada?

-Nada. No tengo ni idea de que ha ocurrido. Además, al final dejé el equipo antes de tiempo porque, aunque me permitían remar hasta La Concha, que era lo que yo había pedido a Gran Hermano para entrar en el programa, el entrenador creyó que no era conveniente para el equipo que remase en La Concha. Entonces fue una lástima porque yo sí quería estar allí, aunque fuese de suplente para animar al equipo pero no se podía, y desde el mismo día que dejé de remar con La Marinera no me he enterado de nada.

-Un mensaje para los castreños.

-Les mando un saludo y un abrazo muy grande. Además, aprovecho la ocasión para felicitarles las fiestas y decir que al pueblo de Castro y a La Marinera siempre les llevaré en el corazón, aunque no sé si volveré a remar alguna vez allí. Así que sólo espero que el equipo vuelva a tener los éxitos de antaño y vuelvan a llegar los títulos.

Extraído de: eldiariomontanes.es

Identificación